sábado 21/5/22

La Comisión Europea (CE) espera que España le transmita «una evaluación de riesgos completa» después de que el país decidiera flexibilizar los requisitos fitosanitarios para la importación de maíz desde Argentina y Brasil, con el fin de paliar la escasez de materias primas como consecuencia de la guerra en Ucrania.

Las exportaciones ucranianas agrícolas son clave para la alimentación del ganado en la Unión Europea. Ante el temor de que el conflicto bélico provoque escasez en los piensos, el Ejecutivo comunitario aceptó en marzo que los países flexibilicen de forma temporal los niveles de restos de plaguicidas que pueden tener los productos importados desde terceros países.

España ha recurrido a esa posibilidad, pero el Ejecutivo comunitario teme que el país haya ido demasiado lejos.

Una portavoz de la CE indicó ayer a Efe que la seguridad alimentaria es «una prioridad clave del trabajo de la Comisión» y que Bruselas ahora está haciendo «un seguimiento con carácter de urgencia» con España «para obtener una evaluación de riesgos completa».

El Ejecutivo comunitario también espera de España «información detallada sobre sus medidas de aplicación para garantizar que los productos son realmente utilizados como pienso únicamente en las condiciones previstas, y que permanecen en su territorio nacional, tal como exigen las normas de la UE».

La CE espera un «análisis de riesgos» de España para dejar entrar el maíz
Comentarios