lunes 23/5/22
Lago de Babia ya luce sus nuevas vidrieras

Cristales que cuentan historias

Las cinco representaciones instaladas en la iglesia han sido diseñadas por el artista Manolo Sierra y elaboradas por el maestro vidriero Rogelio Pazos
                      DL27P22F1-18-46-32-1.jpg
Cada vidriera narra una historia y los paisajes de la zona bajo la firma de Manolo Sierra. ARAUJO

La iglesia del pueblo de Lago de Babia ya cuenta con sus vidrieras instaladas en cada ventana de este inmueble, lo que supone un total de cinco elementos que contarán la historia y los paisajes de la zona a través del cristal.

Este nuevo atractivo turístico ha contado con un presupuesto de 6.000 euros, que ha sido costeado por la propia Junta Vecinal de Lago de Babia y que ha contado con la ayuda dek artista Manuel Sierra, quien ha creados los diseños y con el maestro vidriero Rogelio Pazos.

El siguiente paso que se llevará a cabo es la instalación de placas solares en el edificio para que el interior de la iglesia quede iluminado desde el atardecer y «esa luz se refleje al exterior a través de las vidrieras», según explicó el presidente de la Junta Vecinal, Isidoro Bringas.

Con las vidrieras Lago de Babia busca continuar con el proyecto del Centro de Interpretación de la Historia y Cultura de Babia a través de las pinturas murales realizadas por el artista Manuel Sierra en las fachadas de los inmuebles del pueblo de Lago de Babia. Además, también quiere seguir con la restauración de la iglesia que comenzó hace cuatro años de la mano de los vecinos Miguel Fernández, Jesús Fernández y Óscar Bueno, junto con un párroco vecino de Lago, Garcilaso Martínez, quien costeó en su momento la restauración del campanario.

Esta iglesia parroquial en honor a San Pedro, se ubica en una posición preferencial en la localidad, sobre una pequeña meseta en el centro del pueblo, con un amplio procesional y cercada por un muro de mampostería seca con dos entradas.

Con esta nueva iniciativa el pueblo de Lago de Babia contará con un nuevo atractivo turístico que no dejará indiferente a nadie y que aportará singularidad tanto a la propia iglesia como a la localidad babiana. Un lugar donde también se pueden ver distintas pinturas murales en las fachadas de las casas.

Cristales que cuentan historias
Comentarios