jueves. 09.02.2023
ME COMENTABA UN amigo días atrás, que desde estas Crónicas Pésicas, que intentan a veces ser el reflejo de la más pura realidad de nuestros pueblos, con sus alegrías y sus penas; otras veces poner un poco de poesía en la vida cotidiana, y otras intentan poner el dedo en las llagas por las que Laciana día tras día se desangra. Me decía, digo, que en muchas ocasiones era reiterativo en demasía, que los temas lacianiegos se basaban en cuatro cosas. Y he de reconocer que a veces así es, pero Laciana es lo que es, y nuestro entorno concede las noticias que concede. Explotaciones ilegales a cielo abierto por doquier; hospitales construidos que continúan cerrados sin que se vea una solución; carreteras que se parchean una y otra vez; políticos que se turnan en el mando mientras el Valle continúa padeciendo los mismos males; centrales sindicales que defienden siempre a los mismos, mientras las subcontratas aumentan y los derechos de los trabajadores disminuyen en la misma proporción; planes del carbón y reconversiones industriales que se notan por su ausencia; promesas y más promesas de hacer de Leitariegos una estación de esquí apta... En resumidas cuentas, siempre lo mismo. Pero que le vamos a hacer: tenemos lo que nos merecemos tener, o casi... Pues ahora viene otro tema de los sobados, y lo que queda hasta que nos tomemos un café en él, es el Parador de Laciana y su ubicación idónea. Resulta que los técnicos de Paradores que por aquí anduvieron realizando un trabajo de campo, para buscar el lugar más adecuado donde debería de ir, dieron unos lugares como posibles. Primeramente, todo el mundo daba como bueno que se construyera en Los Trabancos de Sosas. Allí llegaron, midieron y se sacaron las oportunas fotos los que entonces mandaban. Resulta que aquello que ya estaba prácticamente hecho, meses más tarde no es posible, porque nadie había pensado hasta el momento que dichos terrenos eran de protección agrícola, según el PGOU. Bueno la cosa tiene su lógica, siendo toda la comarca y Sosas en particular, una zona con una agricultura relevante, no solo a nivel provincial, comunitario, nacional, sino también a nivel europeo. Famosos son los cultivos lacianiegos de..., bueno, no importa, lo verdaderamente importante es que en esos terrenos algún día podremos sembrar algo importante. Con lo sencillo que sería, digo yo, que si este lugar es el más idóneo para construir el Parador que se busque la manera de hacerlo y punto. No, la cosa es marear la perdiz hasta que levante el vuelo y busque otros lugares donde asentarse. Y que nadie me venga ahora con milongas de que intento que el Parador vaya a parar a Sosas. Siempre pensé que solamente sería un engorro para el pueblo, solamente creo que sería bueno porque al fin deberían de hacer una carretera desde Sosas con el mundo exterior por el lugar que siempre debería de haber estado por la Venta de las Perras. A no ser por ese motivo, nunca se me ocurriría decir que el jodido Parador debería de estar en Sosas. Otros deberían de explicar a santo de que viene lo de sacar a concurso algo que debería de ir en el lugar que los técnicos en la materia piensen como más idóneo. Verdaderamente, es que somos pobres hasta para pedir. Mientras en Laciana estamos como locos porque nos van a hacer un Parador que será la solución a todos los males, al otro lado de estos montes, en Corias les van a hacer otro Parador en el viejo Monasterio, pero claro hay diferencias en cuanto a lo de inversiones. Mientras en Laciana se invertirán 15 millones de euros, y se crearan sobre 40 puestos de trabajo directos; en Corias serán 24 los millones y 100 los puestos de trabajo. Lo dicho, pobres hasta para pedir...

De nuevo, el parador