martes. 31.01.2023
MALTRATO ANIMAL

La Diputación recogió en el último año 161 perros, de los que 21 fueron adoptados y el resto sacrificados

La institución busca fórmulas para implantar el ‘sacrificio cero’ en la provincia, como ya lo han hecho Madrid y Zamora
La Diputación ha ampliado de 20 a 30 días el plazo para que los animales puedan ser adoptados antes de sacrificarlos

La Diputación de León, a través del servicio de Desarrollo Rural y Medio Ambiente, recogió el año pasado en la provincia un total de 161 perros abandonados, de los cuales 21 fueron finalmente adoptados.

Esta labor se realiza a través de una empresa externa, Residencia Canina Mascotas S.C., ubicada en Chozas de Abajo, que se encarga de recoger los perros abandonados en 134 municipios que son los que actualmente tienen contratado este servicio con la Diputación de León. Una vez recogido al animal, este es llevado a las instalaciones de la empresa donde pasa veinte días. Si en ese tiempo no se consigue formalizar su adopción se procede a su sacrificio.

«Es un final que nadie quiere para un perro, sobre todo para los que nos gustan los animales», afirma el diputado de este servicio Francisco Javier García, que es partidario de implantar el ‘sacrificio cero’ en León, como ya se ha hecho en otras provincias como Madrid y recientemente Zamora.

«De momento no tenemos capacidad para correr con los gastos que garanticen una vida digna a todos los animales que recogemos por la provincia, pero desde la Diputación estamos manteniendo encuentros con plataformas animalistas para estudiar la situación y buscar la manera de no tener que sacrificar a los perros que no logramos dar en adopción», afirmó el Diputado y alcalde de Sabero, que se confiesa un amante de los animales.

Hasta que se consiga implantar esta medida que termine con el sacrificio de animales en la provincia, la Diputación ha ampliado el plazo para que el perro sea adoptado, pasando de los veinte días estipulados hasta ahora a los 30, y pondrá en marcha en los próximos días una iniciativa pionera que consiste en colgar las fotos de los perros recogidos en el portal de comunicación de la Diputación de León (www.dipuleon.es) para facilitar su adopción.

Desde los últimos años, la Diputación invierte unos 32.000 euros anuales como media en este servicio de recogida de animales abandonados, que es sufragado al 50 por ciento por los municipios con los que tiene contrato, 134 en la actualidad,

El diputado de Desarrollo Rural y Medio Ambiente asegura que recoger un animal de la calle cuesta una media de 173,27 euros, sufragados a partes iguales entre la Diputación y los ayuntamientos. Si el animal se consigue dar en adopción, se entrega a su nueva familia vacunado y desparasitado.

«Al margen de todos los esfuerzos que hagamos las instituciones para dar una vida digna a estos animales, todo esto se podría evitar o minimizar si apostamos por la educación como la mejor manera de respetar los derechos de los animales, por eso es necesario insistir en las políticas de concienciación para luchar contra el abandono», aseguró Francisco Javier García. El diputado también está a favor de que se aplique el código penal y se castiguen a las personas que abandonan o maltratan a sus mascotas, ya que «además del daño que se le hace al animal cuando se le abandona, hay que ser consciente de que su presencia puede suponer un riesgo para la seguridad vial ya que pueden provocar accidentes de tráfico», insistió García.

La Diputación recogió en el último año 161 perros, de los que 21 fueron adoptados y el...
Comentarios