lunes 1/3/21
Las secuelas de la nevada

La Diputación y el grupo popular se suman a la petición de la montaña de recibir ayudas como zona catastrófica

El presidente de la Diputación de León escribe una carta a Pedro Sánchez por la “calamitosa situación” que sufre la provincia , que “supera con creces la que padece la capital madrileña”. Y considera necesaria “una discriminación positiva” para las personas que viven en las zonas de montaña de la provincia no sólo por los efectos de la nieve en sus pueblos sino por tratarse, además, de “ciudadanos especialmente vulnerables”

El presidente de la Diputación de León, Eduardo Morán, se suma a la petición de los alcaldes de la montaña leonesa (que hoy adelanta Diario de León), para solicitar zona catastrófica por los efectos del temporal de nieve al norte de la provincia. Según explica la institución provincial en una nota de prensa, "ante la solicitud por parte del alcalde de Madrid al Gobierno de España de la declaración de zona catastrófica para la capital por los efectos de la nevada ocasionada por el temporal ‘Filomena’, Morán ha querido hacer llegar al presidente del Ejecutivo nacional, Pedro Sánchez, una misiva en la que expone la “calamitosa situación” que sufre la provincia leonesa y que “supera con creces la que padece la capital madrileña”.

En su carta, Morán ha detallado que la nevada de varios centímetros de espesor que estos días ha tenido que soportar Madrid, alcanza varios metros en numerosos pueblos leoneses, “549 exactamente”, cuyos vecinos, “personas mayores en su mayor parte, se ven privados por el temporal de nieve de acceder a los servicios más básicos”, y apunta entre ellos no solo a la asistencia sanitaria y farmacéutica, “imprescindibles en muchos casos para estas personas tan vulnerables”, sino también a servicios de alimentación, suministros o combustibles.

Asimismo, expone al presidente del Gobierno las gravísimas complicaciones que el hielo y la nieve provocan en las infraestructuras viarias de montaña de la provincia de León, agravando “los problemas y limitaciones de esos 42.700 leoneses y leonesas que viven en medio centenar de municipios de las comarcas de La Cabrera, Maragatería, El Bierzo, Los Ancares, Laciana, Babia, Luna o las montañas Central y Oriental de la provincia a la hora de acceder a servicios esenciales en estos días especialmente duros en términos climatológicos”

Morán ha apuntado que la virulencia de los últimos temporales que han afectado a la provincia ha dejado importantes deterioros en viviendas, instalaciones de uso colectivo y negocios particulares, circunstancia que considera más preocupante en un territorio como el de León, “que sufre como ningún otro la lacra de la despoblación”.

El máximo responsable de la institución provincial también destaca que otras infraestructuras, “como la telefonía móvil y fija, donde hay cobertura, teniendo en cuenta que en la mayoría de estos pueblos carecen de internet, sufren cortes permanentes, como ocurre con la energía eléctrica, donde en algunas ocasiones hemos tenido que abrir accesos con la maquinaria de la Diputación para que las empresas suministradoras pudieran instalar equipos electrógenos”.

Tan grave es la situación en estos lugares de montaña, ha recordado el presidente Morán, que incluso ha habido que lamentar víctimas mortales: “Dos trabajadores perecieron en la zona de San Isidro que León comparte con Asturias a causa de un alud que arrastró decenas de metros la máquina con la que trabajaban. La situación en ese paraje continúa siendo tan peligrosa que las tareas de rescate del cuerpo de uno de los trabajadores fallecidos siguen suspendidas hasta que el tiempo mejore”.

Y es que, al hilo de tan fatídico accidente, Morán ha puesto en conocimiento al presidente del Gobierno de que solo la Diputación de León gestiona en la provincia más de 3.300 kilómetros de carreteras de las quemás de la mitad de ellas, 1.600 kms., tienen graves problemas estos días por los efectos de la nevada y las heladas provocadas por el temporal”.

El presidente de la institución provincial, que ha querido dejar clara en todo caso su solidaridad con el pueblo de Madrid ante los complicados días que, entiende, están viviendo, sí considera necesario recordar otras situaciones “infinitamente más graves como las que sufren a diario miles de personas en la provincia de León” para las que cree meritorio incluso “una discriminación positiva a la hora de efectuar desde el Gobierno de España una declaración de zona catastrófica”, no solo por los efectos de la nieve en sus pueblos sino por tratarse de “ciudadanos especialmente vulnerables por edad y por sus problemas de salud o necesidad de asistencia”.

Para concluir su carta, Morán pide a Sánchez que “no permita que especialistas del populismo, contribuyan a acrecentar el agravio que sufrimos los que vivimos en pequeños pueblos de una extensa y olvidada provincia”.

 

También el grupo popular

Por su parte el Grupo Popular en la Diputación ha enviado un comunicado sumándose a la iniciativa. Señala que "conscientes de los numerosos daños derivados de las intensas nevadas de la última borrasca en el norte de la provincia, el grupo popular pide el apoyo de la Diputación a los municipios afectados para instar al Gobierno de España a que realice la declaración de zona gravemente afectada por emergencia de protección civil de manera que se destinen a estos pueblos de la provincia de León las ayudas necesarias para las obras de reparación necesarias".

Las intensas nevadas de las últimas semanas han provocado situaciones en propiedades públicas y privadas de nuestro entorno rural, ya muy castigado por la actual crisis sanitaria y económica, y la declaración de zona catastrófica sería de gran ayuda a la hora de hacer frente a la reparación de los desperfectos causados por los efectos de estas borrascas en los pueblos, señalan en el comunicado. Desde el PP consideran que "los técnicos de la Diputación pueden trabajar de forma coordinada con los ayuntamientos de la provincia, a través de los alcaldes de los municipios afectados, en la realización del trabajo de cuantificación de los daños más graves ocasionados en bienes e inmuebles públicos y privados, vías de comunicación, caminos vecinales, cubiertas, explotaciones ganaderas, cultivos o cualquier otra incidencia que la nieve haya provocado en el medio rural de la provincia, necesario para la elaboración de los informes técnicos que justifiquen con una evaluación lo más completa posible la solicitud de la Diputación Provincial de León de la declaración de zona gravemente afectada por emergencia de protección civil".


 

La Diputación y el grupo popular se suman a la petición de la montaña de recibir ayudas...
Comentarios