jueves 02.07.2020
Los expertos creen que el material fue extraído de una cantera del municipio de Santiago Millas

Un estudio localiza el origen de la piedra de una torre catedralicia

El mineral hallado en los sillares es «una curiosidad internacional», dicen los investigadores
Un estudio localiza el origen de la piedra de una torre catedralicia

astorga

Un estudio del Instituto Geológico y Minero de España (IGME), dependiente del Ministerio de Ciencia e Innovación, sobre las piedras empleadas en la construcción de monumentos del Camino de Santiago sitúa en el municipio de Santiago Millas la cantera de la que fue extraída la piedra para erigir la torre rosada de la Catedral de Astorga. Así lo confirmó Enrique Álvarez, becario e investigador en formación, miembro del equipo que desarrolla dicho trabajo junto al geólogo del instituto Ramón Jiménez y el director del grupo, Juan Menduiña.

El proyecto,

, permitió descubrir en los sillares de la torre nueva catedralicia, construida entre los siglos XVII y XVIII en piedra arenisca de tonos rojizos, «la existencia de unos minerales denominados anatasas, de origen hidrotermal, que resultan ser una curiosidad mineralógica a nivel nacional e incluso internacional», explico Álvarez. «Sus rasgos no responden a los caracteres generales descritos para la especie», según señala el equipo encargado del proyecto en la comunicación

, dado a conocer recientemente en un congreso sobre patrimonio geológico celebrado en Teruel.

«Color verde»

Enrique Álvarez precisó que la originalidad de dichos minerales reside «en su color verde, ya que la mayoría de las anatasas son oscuras, o se presentan en tonos como pardos, rojizos, amarillentos y azules, y en su gran transparencia». Éste precisó que, también de forma poco habitual, el mineral de anatasa, que es óxido de titanio, apareció, en el caso de la catedral, «en rocas sedimentarias y rellenando fracturas» de los sillares.

Así, tras la localización de este mineral en las piedras catedralicias, el proyecto continuó con la comparación de aquél con una colección de muestras minerales procedentes de diversos puntos de España, Europa, África y América, que se conservan en el museo del instituto. Después los investigadores, que también manejaron los fondos documentales de esta institución, centraron el trabajo de campo en el municipio de Santiago Millas hasta localizar lo que consideran que es la cantera de origen de los sillares de la torre rosada. «Es la Cantera del Moro, está en las cercanías de Piedralba», indicó Álvarez, que señaló que así lo acredita el estudio comparativo de las muestras tomadas en el lugar. El investigador resaltó que «la mayor parte de las veces es muy complicado situar el lugar de procedencia de las piedras de construcción, ya que en la época los constructores sacaban los materiales de donde podían, y no siempre existía una cantera determinada».

«Explotación abandonada»

La Cantera del Moro «es una explotación de planta elíptica que permanece abandonada y cubierta por una tupida vegetación de zarzas, matorral y pastos», indica el equipo en la citada comunicación presentada en Teruel.

El proyecto en el que viene trabajando el grupo que dirige Juan Menduiña «pretende identificar los materiales de construcción del patrimonio arquitectónico del Camino de Santiago en las comunidades autónomas de Aragón, Navarra, La Rioja, Castilla y León -”en las provincias de Burgos, Palencia y León-” y Galicia», explicó Álvarez, que está realizando su tesis doctoral ligada a este proyecto. Precisamente, este investigador se ocupa del estudio del tramo del Camino entre Astorga y los Pirineos, mientras que el geólogo Ramón Jiménez hace lo mismo con el que discurre entre Astorga y Galicia. La capital maragata parece ser el punto de inflexión a partir del cual cambian los materiales constructivos de los monumentos de la ruta, ya que «hasta Astorga las rocas son sedimentarias y de Astorga a Galicia son ígneas y metamórficas», explicó Álvarez.

El IGME prevé publicar este trabajo en el 2010, señaló Álvarez.

Un estudio localiza el origen de la piedra de una torre catedralicia