martes. 27.09.2022

Ferduero amenaza con movilizarse y con no pagar cánones ante el «ninguneo» de CHD

«Hartazgo» total de los regantes por la gestión «insoportable» que ejerce el organismo regulador de la cuenca

La Asociación Ferduero (Federación de Regantes de la Cuenca del Duero) estudiará acometer «medidas de presión» ante «la falta de relación, comunicación, colaboración y diálogo» de la Confederación Hidrográfica del Duero (CHD), «entidad que las tutela, pero que ni escucha sus quejas, ni visita las Comunidades de Regantes para comprobar in situ sus problemas, ni atiende sus peticiones de reuniones y que, además, ralentiza hasta límites insoportables cualquier trámite o expediente que se inicia en dicha entidad». Así, el colectivo amenaza con la convocatoria de movilizaciones y con «negarnos a hacer frente al pago de los cánones y tarifas que se nos liquidan, asumiendo el riesgo de que se nos puedan exigir por vía de apremio, tal y como determina la ley».

Según denuncia Ferduero en un comunicado, los convenios, encomiendas de gestión, modificaciones de características, solicitud de claves de acceso al catastro, problemas administrativos y de funcionamiento de las Comunidades y otras cuestiones relacionadas con la explotación «duermen el sueño de los justos y no se les ve avance alguno pase el tiempo que pase». «Hasta resulta complicado comunicarse telefónicamente con la mayoría de los responsables de la entidad. Cabría suponer que hablamos de un organismo que debería estar al servicio de los usuarios, pero nada más lejos de la realidad», añaden los regantes, que destacan que «cuando por fin resulta posible celebrar una reunión, no sirve normalmente para nada, porque el único resultado son buenas palabras y promesas que rara vez llegan a cumplirse». «Nunca se establecen ni objetivos, ni plazos, por lo que la parálisis es total», lamenta el colectivo.

El vaso colmado

Para los regantes de la cuenca del Duero en Castilla y León han señalado que «la gota que colma el vaso podemos verla en la revisión del Plan Hidrológico de la Demarcación, en la que no se tienen en cuenta para nada los intereses de los regantes, que ya no tienen confianza alguna en el Organismo de Cuenca, dado el incumplimiento en la ejecución del programa de medidas incluido en el plan vigente». Por ello, reiteran que mantienen su voto en contra del plan. «Está claro que el Ministerio para la Transición Ecológica vive en otra realidad, pero cabría esperar que la Confederación, más cercana al territorio, se preocupara más por dar solución a las necesidades de los usuarios, pero no es así», insiste Ferduero. El comunicado añade «la situación es insostenible, nos sentimos desamparados, ninguneados e impotentes ante una Administración que no se digna a hablar con sus administrados. Son muchas las Comunidades de regantes que tienen alguna cuestión pendiente con la Confederación y nunca antes había ocurrido esta situación de abandono y desatención hacia nuestro colectivo, de ahí nuestra decisión de adoptar medidas drásticas».

Ferduero celebró el pasado jueves Junta de Gobierno y Asamblea General en las que se han tratado los asuntos reflejados en el orden del día, como son la aprobación de la Memoria de Actividades y las Cuentas Generales del Ejercicio 2020, la aprobación de la integración de nuevas Entidades (con 138 Comunidades de Regantes Asociadas que agrupan 246.110,04 hectáraes integradas en 13 años de existencia) y la aprobación del expediente de la sexta Renovación Periódica de la Asociación.

En este mismo foro también «se dio un repaso a toda la problemática que afecta al regadío en diferentes frentes que tenemos abiertos con todas las Administraciones y Entidades Públicas con las que nos relacionamos por su vinculación con la Agricultura (Ministerio para la Transición Ecológica, Ministerio de Agricultura, Consejería de Agricultura, Confederación Hidrográfica del Duero, Seiasa)».

Ferduero amenaza con movilizarse y con no pagar cánones ante el «ninguneo» de CHD