martes. 29.11.2022
Desaparecida mina La Única, en La Ercina, donde murieron 14 mineros. JESÚS F. SALVADORES
Desaparecida mina La Única, en La Ercina, donde murieron 14 mineros. JESÚS F. SALVADORES

 La vicepresidenta y ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, y la titular de Trabajo, Yolanda Díaz, han firmado este viernes, de forma telemática, un acuerdo que consolida las bases de los convenios de transición justa con representantes de las empresas propietarias de las centrales de carbón en proceso de cierre (Endesa, Iberdrola y Naturgy) y los sindicatos CCOO y UGT.

Según ha informado el Ministerio para la Transición Ecológica, el documento recoge los compromisos de cada una de las partes para apoyar a los trabajadores y los territorios de las zonas afectadas por el cierre de centrales térmicas, que se ubican en Aragón, Andalucía, Castilla y León, Galicia y Asturias.

El pacto implica la creación de un marco para el seguimiento de los trabajadores implicados, a través del Sistema Público de Información de los Servicios Públicos de Empleo (SISPE), además de planes de formación específicos y medidas orientadas a la recolocación.

Las empresas firmantes se comprometen al desarrollo de planes de acompañamiento para las zonas afectadas y trabajarán para el mantenimiento del empleo mediante la recolocación de los puestos directos y priorizando la contratación de los trabajadores de empresas auxiliares.

Este acuerdo se suma a los protocolos de actuación que el Ejecutivo central está firmando con los gobiernos autonómicos y los ayuntamientos vinculados a las centrales térmicas en proceso de cierre para realizar convenios de transición, que recogerán los proyectos concretos que se apoyarán en cada zona, la financiación de acompañamiento y un programa de seguimiento de lo acordado.

Los ministerios de Transición Ecológica y de Trabajo ofrecerán apoyos para hacer los convenios de transición y mantener el empleo para los trabajadores afectados, a través de formación y planes de inserción.

Ambos ministerios se comprometen a trabajar en la búsqueda de inversores con proyectos que puedan localizarse en las zonas afectadas y las características de cada zona serán igualmente consideradas a la hora de valorar las oportunidades que surjan en materia de política energética, favoreciendo la implantación de iniciativas empresariales vinculadas a esta actividad.

El Ministerio para la Transición Ecológica ofrecerá, mediante procedimientos como concursos, los permisos de acceso a la red para nuevos proyectos renovables y se podrán celebrar subastas de energías renovables específicas en estas áreas.

El acuerdo firmado hoy recoge también la identificación a través del SISPE de los trabajadores de las centrales térmicas y de sus empresas auxiliares como colectivo especial ligado a los convenios de Transición Justa.

Esta identificación permitirá el seguimiento de la evolución de las bolsas de empleo de cada convenio y el diseño de acciones complementarias que mejoren la empleabilidad.

Las empresas propietarias de las centrales térmicas de carbón en proceso de cierre han remitido, a la firma de este acuerdo, un plan de acompañamiento que incluye una propuesta de nuevas inversiones en los mismos territorios y el diseño de planes de recolocación.

Las compañías prestarán su apoyo en la búsqueda de otros inversores, participarán en la elaboración de los convenios de Transición Justa y colaborarán en el plan de apoyo para la formación profesional.

Por su parte, los sindicatos se comprometen a facilitar el cumplimiento y seguimiento de los compromisos en materias de formación, prevención de riesgos laborales, reindustrialización y divulgación.

Las partes han acordado, asimismo, crear una comisión de seguimiento para velar por el cumplimiento del acuerdo, que se reunirá cada seis meses de manera ordinaria y extraordinaria siempre que lo solicite una de las partes.

Firmado el acuerdo para impulsar la transición de las cuencas mineras
Comentarios