lunes 16.09.2019
CAMPO Y ECONOMÍA

Los GAL esperan el reparto de un Leader mermado en un 21%

Cada grupo dispondrá de unos 3 millones de euros para desarrollo rural hasta 2020
Los GAL esperan el reparto de un Leader mermado en un 21%

A. Domingo | Redacción

Los seis grupos de acción local (GAL) leoneses esperan que en los próximos días —menos de dos semanas— la Consejería de Agricultura y Ganadería haga públicas las ayudas de la iniciativa Leader para el periodo 2015-2020. Unos subsidios con financiación de la Unión Europea, el Estado y la Comunidad autónoma que han mermado con el paso de las convocatorias y que en el periodo que se ha cerrado vio recortados sus fondos a consecuencia de la austeridad presupuestaria impuesta por la crisis.

Para el horizonte 2020, los Leader de Castilla y León percibirán 130 millones de euros frente a los 164 del periodo anterior, lo que supone una rebaja del 20,7%. Se espera que la inversión en este nuevo periodo genere 100 millones de inversión privada. El reto en León consistirá en superar el 196% que existe en la relación entre inversión particular y ayuda pública que transformó los casi 21,4 millones de subsidio total en 41,6, según datos de Promoción Rural Integral de Castilla y León (Princal), la federación de grupos de acción local.

A pesar de que los grupos presentaron memorias a esta convocatoria por más de 5 millones de euros —casos de Poeda o Cuatro Valles—, lo cierto es que esperan una asignación presupuestaria que ronde los 3 millones de euros. Las diferencias en la cuantía que perciban unos y otros grupos las marcarán factores como la estrategia de desarrollo definida, el territorio en el que actúan, su población o los puestos de trabajo generados en el anterior Leader si lo hubieran gestionado.

Una vez seleccionados los grupos que se financiarán, se conocerán las líneas de actuación financiadas de las que presentaron en la convocatoria y se iniciará la selección de proyectos que puedan ser objeto de apoyo del Leader. En general, todos los grupos dirigen sus esfuerzos al turismo rural, la industria agroalimentaria y la actividad agropecuaria.

El presidente de Montaña de Riaño, Borja Fernández, apuntaba ayer que la intención de su grupo es «ligar las ayudas a la instalación de empresas o mejora de sus procesos a la creación de puestos de trabajo.

En el Bierzo, Asodebi presentó como principal novedad, el incentivo a la actividad forestal. Su responsable, José Luis Ramón, apuntaba que muchos problemas del mundo urbano actual, entre éstos, el desempleo «se solucionarían si existiera una apuesta decidida por el medio rural. Pero si nos encontramos con noticias como que en Peñalba llevan diez días sin internet y las administraciones no toman decisión alguna...»

Por su parte, la nueva presidenta de Cuatro Valles, Carmen Mallo, apuntaba que el reparto de fondos en esta ocasión «parece que será más igualitario» y su homónimo en Adescas, Miguel Gómez, anunciaba continuidad en las actuaciones con respecto a programas anteriores.

En Poeda, la principal apuesta serán las micropymes. El grupo ha limitado los proyectos de los ayuntamientos, para destinar más fondos a las empresas.

Los GAL esperan el reparto de un Leader mermado en un 21%