martes 17/5/22

El consejero de Agricultura, Ganadería, en funciones, Jesús Julio Carnero, participó el jueves en el Consejo Consultivo de Política Agrícola Común presidido por el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, donde reclamó «prioritariamente» ayudas para los sectores ganaderos de carne que se complementarán con fondos adicionales de la Junta en aquellos otros que no sean atendidos por el Estado.

Este encuentro es el preparatorio para el Consejo de Ministros de Agricultura de la Unión Europea que se celebrará el 7 de abril, en Luxemburgo, bajo presidencia francesa.

En este Consejo Consultivo también se ha tratado el plan de medidas urgentes en el marco del Plan Nacional de respuesta a las consecuencias económicas y sociales de la guerra en Ucrania.

Este plan, que se aprobó por Real Decreto-ley 6/2020, de 29 de marzo, viene a recoger una parte importante de las propuestas que incorporaba la Comisión para el sector agrario, como son, la utilización de la reserva de crisis y el marco temporal excepcional de ayudas de Estado para apoyar a los sectores más afectados.

El plan también se complementa con la flexibilización de los requisitos de la PAC, ligados al pago verde, para poder incrementar las superficies de cultivo en estas siembras primaverales y percibir estos pagos.

Carnero ha indicado que «las ayudas son muy importantes pero limitadas, prácticamente todo el sector agrario está afectado y en consecuencia hay que centrar los esfuerzos en los sectores más frágiles con riesgos de abandono, es el caso de los sectores ganaderos».

En este sentido, el consejero ha manifestado que «para Castilla y León la prioridad es la ganadería de leche, que está muy castigada por el continuo incremento de los costes que no se ven compensados con los precios percibidos por la leche».

«Estamos de acuerdo con la decisión de dirigir este bloque de financiación al sector lácteo, sin embargo hay una importante discriminación hacia Castilla y León, puesto que en la limitación de 35.000 euros por explotación no se ha contemplado el caso de las explotaciones bajo fórmulas asociativas», ha subrayado.

Carnero ha agregado también que «en el sector lácteo de Castilla y León el 30% de las explotaciones de vacas de leche están bajo fórmulas asociativas, cooperativas, SAT y sociedades civiles entre familiares, y en el ovino caprino se extienden al 40% de los animales», de modo que «reclamamos por tanto que el límite sea por socio, igual que se hará en la futura PAC», ha precisado.

La Junta reclama ayudas para el vacuno de carne y aportará fondos adicionales
Comentarios