viernes. 30.09.2022

La presidenta de la Confederación Hidrográfica del Duero (CHD), Cristina Danés, destacó ayer la necesidad de proteger las aguas subterráneas como soporte esencial de los ecosistemas y masas de agua superficial; además de su importancia desde el punto de vista de la atención de las demandas, tanto las de abastecimiento urbano como las ligadas a otras actividades económicas.

En el Día Mundial del Agua, Danés participó en el Taller de educación ambiental desarrollado en el IES Alfonso VI de Olmedo (Valladolid), dentro del programa Life Duero, liderado por el Organismo, que tiene como objetivo dar una respuesta integral a los problemas derivados de la fuerte explotación y contaminación de las aguas subterráneas, la pérdida de biodiversidad y el riesgo de inundaciones, en un contexto de cambio climático.

La CHD coordina este proyecto europeo que promueve la participación pública para involucrar a toda las partes interesadas en el proceso de gestión de la cuenca, consciente de la importancia de hacer un uso sostenible de los recursos hídricos.

Los principales problemas que afectan a las aguas subterráneas en este momento están relacionados con el estado de los niveles de los acuíferos y calidad de sus aguas, con las consiguientes repercusiones negativas que de ello se derivan para los ecosistemas y las aguas superficiales.

En este contexto, la nueva planificación hidrológica adopta una postura ambiciosa con medidas adicionales y acciones reforzadas para revertir la situación, que deberían plasmarse en diversos planes sectoriales ya que, en este tema, son diversos los actores implicados para revertir el problema.

El programa Life IP RBMP Duero, liderado por la Confederación Hidrográfica del Duero, tiene como objetivo respaldar el cumplimiento de la Directiva Marco del Agua.

El Life Duero busca solucionar la fuerte explotación de las masas de agua
Comentarios