jueves 22/10/20
Fauna

Lobo Marley demanda a la Junta por la muerte del lobezno

La entidad busca que se aclaren las circunstancias del fallecimiento

La entidad conservacionista Lobo Marley ha demandado a la Junta de Castilla y León para tratar de aclarar las circunstancias en las que se produjo la muerte de un cachorro de lobo en el Centro de Recuperación de Animales Salvajes de Valladolid.

El naturalista y divulgador ambiental Luis Miguel Domínguez, quien ha recordado que la semana pasada se encontró un lobezno en las inmediaciones de la localidad de Abelgas de Luna (León) y fue trasladado al cuartel de Villablino, bajo la custodia de agentes medioambientales de la Junta. Finalmente, el animal fue redirigido al Centro de Recuperación de Animales Salvajes (CRAS) de la Comunidad autónoma en Valladolid, donde el cachorro falleció nada más llegar.

Domínguez afirma que los comentarios de Junta de Castilla y León al respecto son «contradictorios» y que hay que aclarar esta muerte «en todos los términos» ya que, «primero, dijeron que el lobo estaba en buen estado y, una vez que falleció, alegan que estaba deshidratado y tenía heridas en las patas».

Lobo Marley quiere determinar si el fallecimiento del cachorro se debe a una mala praxis y poner «las cosas en su sitio» respecto a la cadena de custodia y a la responsabilidad última.

El naturalista cuestiona que no hubiesen sedado al ejemplar al trasladarlo al Centro de Recuperación, puesto que los animales salvajes se estresan en los trayectos en vehículo, lo que puede provocarles cuadros de deshidratación.

Por otro lado, se pregunta cómo es posible que un cachorro de lobo, en una edad en la que «está totalmente vinculado a su núcleo familiar», aparezca en solitario en un pueblo de la provincia de León y que se debe investigar qué pudo pasar con los padres y el resto de la manada.

El presidente de Lobo Marley dice desconocer las condiciones en las que se ha custodiado al cachorro y que no cuestiona el trabajo del personal del Centro de Recuperación, sino la nula «voluntad política de la Junta de proteger a todos los lobos», ya que «estamos ante un caso más de deterioro de la especie en la provincia de León».

Señala la legislación y el «vacío legal» en el que se encuentra este carnívoro como el principal problema, y afirma que «hay que conseguir que el lobo sea protegido en todo el territorio español». La caza deportiva del lobo está amparada legalmente al norte del río Duero mientras que, desde algunas administraciones autonómicas y desde Europa, se destinan cuantiosos fondos a su conservación.

«Si hubiera estado protegido por la ley como nosotros pedimos, este cachorro no habría muerto y, en el caso de haberlo hecho, habría penas para los responsables puesto que la ley estaría amparando al animal», concluye sobre la situación Luis Miguel Domínguez.

Lobo Marley demanda a la Junta por la muerte del lobezno
Comentarios