viernes. 03.02.2023

En el nuevo Plan Estratégico Estatal del Patrimonio Natural y de la Biodiversidad se habla de la importancia de preservar y potenciar las Reservas de la Biosfeira, creadas a través del Programa MaB de la Unesco, explicando que son espacios de gestión integrada, participativa y sostenible del patrimonio y de los recursos naturales. Por eso insiste en la necesidad de conjugar la preservación de su diversidad biológica con el desarrollo sostenible. El propio texto se refiere a estos espacios como una herramienta «interesante» para remediar los desequilibrios entre la humanidad y la naturaleza. Es por ello por lo que considera necesario reforzar su funcionamiento de manera que se favorezca la conectividad con otros espacios de gran valor natural. Por eso determina que en 2030 las nuevas Reservas de la Biosfera que se creen, deberán contar en sus Planes de Gestión con mecanismos de

conectividad con territorios más amplios, y al menos un 50 % de las existentes deberán modificarse para incluir este aspecto.

El plan estratégico pone de manifiesto la vocación demostrativa en red de las Reservas de la Biosfera, que además de contar con el compromiso de sus habitantes y las administraciones hacia la sostenibilidad, destacan en su papel de laboratorios en los que ensayar proyectos piloto a favor de la conservación de los ecosistemas y del desarrollo sostenible, para su posterior replicación en otros territorios. De este modo, la gestión integrada, participativa y sostenible del patrimonio y de los recursos naturales de las Reservas de la Biosfera contribuye a la lucha contra la despoblación en sus territorios.

Lugares de sosteniblidad que ayudan a vencer la despoblación
Comentarios