martes 11/5/21

Cinco metros de historia del acuartelamiento

Prieto posa junto a los mandos del acuartelaminento de Santocildes y Victorina Alonso.

El artista de Destriana Gonzalo Prieto entregó ayer al coronel jefe del acuartelamiento de Santocildes, Ángel Garcés, un mural que recoge el pasado, el presente y el futuro del regimiento de Astorga. Una obra que estará expuesta en el hall del Ayuntamiento durante la próxima semana y que después pasará a adornar el Salón de Actos del cuartel.

El pintor explicó que este mural, de más de un metro de alto por cinco de largo, responde a un encargo del regimiento y recoge «una historia circular». En él el pasado viene representado por los primeros lanzacohetes de acuartelamiento, el presente está reflejado en el Teruel, recientemente retirado, y el futuro, en la parte izquierda, esta simbolizado en un lanzacohetes moderno de origen americano.

Además, la obra hace un guiño al general Santocildes que aparece representado en un hombre a caballo. «Él es el nexo de unión entre la ciudad y el acuartelamiento», reconoció el artista, quien explicó que «el mural aúna el regimiento, Astorga y también el entorno geográfico y cultural del Teleno». Las referencias a la zona no terminan aquí, y es que Prieto también ha representado los petroglifos y a los legionarios romanos para enlazar el mural con el pasado de la ciudad. Igual que en él puede apreciarse la escritura Legio X, que fue la que originalmente se instaló en Astorga.

La obra ha sido bautizada como Marti Tileno, y del mismo modo que el resto de los elementos del mural, éste también esconde un porqué. El artista y el teniente coronel, Juan Luis González, que ha asesorado al pintor en todo momento, explicaron, al respecto, que el nombre responde a la inscripción que se encontró en una piedra en el campo de tiro del Teleno, donde los militares hacen maniobras. Su significado, conectar al dios de la guerra con el monte. «En el cuadro la piedra parece que también esta tirada para jugar con la idea de volverla a encontrar», reconoció el pintor.

Cinco metros de historia del acuartelamiento
Comentarios