lunes 16.09.2019
LAS CUENTAS DE LOS AYUNTAMIENTOS

Dos municipios nunca han rendido cuentas y 29 fallaron el último año

Campazas y Villaornate y Castro han incumplido reiteradamente esta obligación desde 2012
Dos municipios nunca han rendido cuentas y 29 fallaron el último año

El Consejo de Cuentas de Castilla y León denunció el pasado lunes en un informe el reiterado incumplimiento de muchos ayuntamientos y entidades locales a la hora de presentar su cuentas anuales, un requisito obligatorio para todos los organismos públicos desde que en 2013 se aprobara la Ley de Racionalización y Sostenibilidad de la Administración Local.

En el caso de la provincia de León, con un total de 211 municipios, en el último ejercicio, el del año 2017, han sido 29 los que a fecha del 31 de diciembre de 2018 no habían presentado sus cuentas al fisco, algunos de ellos de manera reiterada. En el periodo de 2012 al 2017, han sido once los ayuntamientos que han incumplido su obligación durante dos o más ejercicios, mientras que son tres los que lo han hecho en cuatro o más ejercicios.

Es llamativo el caso de dos ayuntamientos, el de Campazas y Villaornate y Castro, —ambos con poblaciones menores de los 500 habitantes, con 121 y 360, respectivamente— que según el Consejo de Cuentas no han presentado sus balances en ninguno de los seis años del periodo analizado. El alcalde de Campazas, Manuel Ramos, asegura que su municipio aparece todos los años en la lista de los ayuntamientos que no han presentado las cuentas al Consejo de Cuentas, pero que la secretaria municipal le ha informado de que sí lo hacen todos los ejercicios. Por su parte, la nueva regidora de Villaornate y Castro, María de los Ángeles González, señaló ayer desconocer el asunto al acceder al cargo hace apenas unas semanas, «pero intentaremos solucionarlo y cumplir con lo que disponga la ley».

Hay ayuntamientos más grandes, los que oscilan entre los mil y los cinco mil habitantes, a los que el Consejo también ha puesto en su punto de mira por sus incumplimientos. Es el caso de Valderas, con cinco años sin presentar cuentas —sólo lo hizo en 2016—, Matallana de Torío, con tres ejercicios sin cumplir —2015, 2016 y 2017— y La Pola de Gordón, que no ha rendido en los dos últimos ejercicios.

De todos modos, según se refleja en el informe, los niveles de rendición de Castilla y León están ligeramente por encima de la media nacional, aunque en los últimos años ha ido disminuyendo el diferencial positivo con dicha media (de 3,9 puntos porcentuales en 2015 a 1,3 puntos en 2017).

De ayuntamientos de la comunidad que presentan incumplimientos reiterados de rendición (231), la gran mayoría tienen menos de 1.000 habitantes (93%); en concreto, 18 cuentan con unapoblación entre 500 y 1.000 habitantes, y 197 son menores de 500 habitantes.

Por el tipo de entidad, el índice de incumplimiento en varios ejercicios se sitúa en el 10,3% para los Ayuntamientos, mientras que las Mancomunidades presentan niveles mucho más elevados, del 34,8%, muy por encima de las ELM (17,9%). Por el contrario, las Diputaciones y el Consejo Comarcal no incurren en esta situación.

Dos municipios nunca han rendido cuentas y 29 fallaron el último año