jueves 22/10/20
Castrocontrigo

La rápida actuación de los vecinos evitó la propagación del incendio

Desde el ayuntamiento creen que fue un fuego intencionado
Vecinos junto al alcalde, Olivio Campo, tratando de sofocar el incendio. LUIS MANUEL ESTEBAN

Un incendio forestal a última hora de la tarde en el término municipal de Castrocontrigo llenó de sudores fríos a los lugareños al ver reflejado en las con temor el incendio de ocho años atrás que dejó casi 12.000 hectáreas de terreno calcinadas. Sin embargo, la rápida actuación de los vecinos de Nogarejas, junto con un camión motobomba del ayuntamiento de Castrocontrigo y encabezados por su alcalde, Olivio Campo, lograron extinguir el incendio que a las 19.00 horas se inició en el municipio afectando a terrenos de la localidad de Nogarejas.

El incendio, que desde el consistorio se cree que fue provocado «ya que ha ocurrido en el día que conjuga mayores rachas de viento junto con mas altas temperaturas de todo el mes de agosto». No obstante, los vecinos contaron inicialmente con la importante ayuda de dos helicópteros del BRIF de Tabuyo pero debido que al anochecer deben volver a sus bases se vieron obligados a cesar su importantísima labor de extinción por motivos de seguridad dejando el fuego en activo y las tareas de extinción en mano de los ciudadanos de Nogarejas.

También contaron con la ayuda de dos brigadas forestales del BRIF de Tabuyo que priorizaron su trabajo en impedir que el fuego pasara al margen derecho de la carretera LE-125. «Si el fuego llega a pasar a ese lado de la carretera se adentraría en la zona de pinares y podrían haberse quemado con toda seguridad otras 11.000 hectáreas, tal como ocurrió el incendio del 19 de agosto del 2012 en Castrocontrigo», aseguraron desde el consistorio.

Temor
Campo asegura que temieron revivir el incendio que asoló a la zona ocho años atrás

Sobre el incendio, que fue declarado de nivel 1 a última hora de la tarde por la Junta al preverse que iba a permanecer toda la noche activo —siendo bajado a nivel 0 en la mañana de ayer— el alcalde, aseguró que «solo pudo ser obra de un desalmado». A falta de la perimetración, se estima que el incendio pudiera afectar entre unas 30 o 60 hectáreas de terrero.

Ante la resignación ante este tipo de circunstancias, Campo lamentó la «desinformación» que tiene la Junta de Castilla y León en todas las labores preventivas que realizar para que los ayuntamientos pueda saber donde han actuado y cómo hacer frente a cualquier incendio.

La rápida actuación de los vecinos evitó la propagación del incendio
Comentarios