miércoles. 17.08.2022

El ayuntamiento de Villablino informó ayer a los vecinos de Caboalles de Abajo y de Villager que no podrán destinar el agua, proveniente del Servicio Municipal de Abastecimiento, a riego de huertos y fincas particulares, jardines,lavado de vehículos (salvo los establecimientos autorizados a tal fin) y cualesquiera otros usos que excedan de las necesidades básicas del individuo, hasta el próximo mes de septiembre, por «existir problemas de abastecimiento en las zonas altas de dichas localidades» explicaban mediante una nota.

Además, al resto de usuarios del citado Servicio público habrán de «procurar realizar consumos moderados y limitados a las necesidades básicas del hogar». Y recuerdan que el incumplimiento de estas medidas llevará aparejado la imposición de sanciones a los infractores, así como el corte del suministro, previo expediente tramitado al efecto. Para destacar que se hace preciso, durante las épocas de escasez, imponer una serie de medidas restrictivas.

Restricción al uso del agua en Caboalles de Abajo y Villager