martes 17.09.2019
revuelo mayúsculo

La suspensión de la caza deja en el aire 4,3 M€ de ingresos directos al año en León

La Junta, junto a PSOE y Cs, podría aprobar hoy mismo un decreto o una proposición de ley contra la suspensión del TSJ.
La suspensión de la caza deja en el aire 4,3 M€ de ingresos directos al año en León

El revuelo en el sector cinegético de León ha sido mayúsculo un día después de que el Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de Castilla y León suspendiera cautelarmente el decreto que regula la conservación de las especies cinegéticas de Castilla y León, su aprovechamiento sostenible y el control poblacional de la fauna silvestre, atendiendo así a la demanda presentada por el Partido Animalista contra el Maltrato Animal (PACMA).

Ante la gravedad del asunto, el consejero de Fomento y Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León, Juan Carlos Suárez-Quiñones, se reunió ayer con los agentes implicados en el sector cinegético de la comunidad para analizar las consecuencias de esta polémica decisión.

La primera de ellas, el grave perjuicio económico que supone suspender esta actividad que sólo en la provincia de León supone unos ingresos anuales de 4.360.000 euros, según datos aportados ayer mismo por la delegación de la Junta en León. En la provincia existen un total de 950 cotos privados, la mayor parte de ellos en manos de juntas vecinales para los que la actividad cinegética supone su mayor fuente de ingresos, además de las tres reservas regionales de caza —Riaño, Mampodre y Ancares—, a los que hay que sumar los montes de utilidad pública.

Además, es estos ingresos directos hay que sumar los indirectos que perciben los territorios donde se asientan los cotos, tales como restaurantes, hostales, armerías, talleres y veterinarios, entre otros.

Otra grave consecuencia, pero esta vez para la población en general —no sólo para el sector— son los problemas que puede causar la superpoblación de determinadas especies, que son controladas a través de la caza, para la seguridad vial.

Según la Dirección Provincial de Tráfico, los animales provocan una media de 1.326 accidentes tráfico al año en León, 648 de ellos causados por corzos que irrumpieron en la calzada y 591 por jabalíes, el resto se reparten entre zorros, ciervos, liebres, gamos, lobos y animales domésticos, perros, caballos, vacas, gastos, etc.

El consejero anunció ayer que está trabajando con los distintos partidos políticos, en concreto con PP, PSOE y Cs, para «adoptar una decisión adecuada y rápida» contra esta suspensión. La idea es, bien por la vía de un decreto ley que podría aprobar hoy mismo la Junta de Castilla y León o bien mediante una proposición de ley que parta de los grupos parlamentarios, modificar la norma autonómica para superar la suspensión de la caza dictada por el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León.

Las fuentes consultadas reconocen que la fórmula del decreto ley sería más compleja y demoraría los plazos, hasta el punto de que tendría que ser convalidado por la Diputación Permanente, una vez disueltas las Cortes, mientras que la opción de la proposición de ley tendría que activarse hoy mismo, cuando concluye el plazo para registrar este tipo de iniciativas parlamentarias.

La suspensión de la caza deja en el aire 4,3 M€ de ingresos directos al año en León