miércoles 19/1/22

El sindicato UPA pidió ayer al Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación que introduzca cambios en el borrador de Real Decreto de ordenación de granjas del sector vacuno, según informaron en un comunicado.

En concreto, la organización agraria señalaron que en la redacción actual de la norma hay algunos aspectos que crearían «graves problemas», como el referido a las distancias entre explotaciones de nueva creación, o modernización de las existentes, que exige una distancia de 500 metros entre granjas, algo que según UPA es «imposible de cumplir». «El 90% de las ganaderías tendrían serios problemas para encontrar una parcela donde asentarse», indicaron.

La organización agraria aseguró que el plan de ordenación es «valiente y necesario», y debe servir para evitar que en España se instalen granjas de gran tamaño, pero tiene que permitir a la ganadería española «poder seguir trabajando, creando empleo y sobre todo poder seguir produciendo carne y leche de calidad».

UPA señaló que la preocupación por el tema sanitario no debe ser la excusa, pues el estado de la cabaña ganadera es muy bueno. Los ganaderos confiesan que en este asunto, lo «más grave y preocupante» es la proliferación de fauna salvaje y los contagios de enfermedades animales provenientes de ella.

Por eso, consideran que el decreto de ordenación debe tener en cuenta que las ganaderías se ubican principalmente en zonas desfavorecidas y de montaña, por lo que «es necesario avanzar», pero utilizando también los planes de ordenación y de urbanismo de los ayuntamientos y las regiones, que permiten nuevas instalaciones, así como modernizar las existentes.

De esta forma, UPA ha pedido al Ministerio de Agricultura reflexionar sobre el decreto con «prudencia», ya que sus objetivos son «necesarios y positivos», pero tienen que servir para mejorar las condiciones actuales.

UPA pide a Agricultura cambios en la ordenación de las granjas de vacuno