domingo. 03.07.2022

Valencia de Don Juan acogerá una final del circuito de novilladas de CyL

La cita coyantina tendrá lugar el 17 de julio con reses de El Collado y Antonio San Román

La plaza de toros de Valencia de Don Juan acogerá el próximo 17 de julio (domingo) la final a tres del Circuito de Novilladas de Castilla y León, organizadas por la Junta de Castilla y León y la Fundación Toro de Lidia, perteneciente a la Liga Nacional de Novilladas.

El programa completo se presentó el pasado 27 de abril en la Casa del Tratado de Tordesillas con la presencia del Consejero de Cultura, Turismo y Deporte de la Junta de Castilla y León, Gonzalo Santonja, y del presidente de la Fundación Toro de Lidia, el ganadero Victorino Martín García.

Tras dos ediciones de éxito consecutivas, este año el circuito de novilladas recorre toda comunidad, celebrándose un festejo en cada provincia. Nueve en total, uno más que el año pasado. Cuenta con ocho novilleros: cinco con plaza fija por méritos propios, uno de intercambio con las demás circuitos que conforman la Liga Nacional de Novilladas y dos que se ganaron su puesto en el bolsín clasificatorio.

Arrancó con cuatro novilladas clasificatorias y tres semifinales, todas ellas mano a mano, una final a tres (que es la que se celebrará en Valencia de Don Juan) y una final mano a mano.

Así, las cuatro novillas de la fase clasificatoria ya tuvieron lugar el 14 de mayo en Arenas de San Pedro (Ávila) con novillos de La Guadamilla (Ávila) y María Cascón (Salamanca) para Daniel Medina e Ismael Martín; el 22 de mayo en Valsaín (Segovia) con reses de Raso del Portillo (Valladolid) y Los Requiles (Salamanca) para Valentín Hoyos y Pablo Jaramillo; el 28 de mayo en Ampudia (Palencia) con novillos de Simón Caminero (Palencia) y Toros de Brazuelas (Valladolid) para Carlos Domínguez y Mario Navas; y el 29 de mayo en Villalpando (Zamora) con reses de Boyano Gago (Zamora) y El Risco (Salamanca) para Fabio Jiménez y Jesús Calzada.

Tras ello vendrán las tres semifinales que se celebrarán el 18 de junio en Lerma (Burgos) con novillos de Antonio Palla (Salamanca) y Sánchez Herrero (Salamanca); el 25 de junio en Arcos de Jalón (Soria) con animales de Eladio Vegas (Valladolid) y Loreto Charro (Salamanca); y el 3 de julio en Los Santos (Salamanca) con novillos de Ignacio López-Chaves (Salamanca) y La Interrogación (Salamanca).

Los mejores pasarán a la final a tres que tendrá lugar en Valencia de Don Juan el 17 de julio con reses El Collado (Salamanca) y Antonio San Román (Ávila).

La gran final, mano a mano, se celebrará el 23 de julio en Tordesillas (Valladolid) con reses de José Cruz (Salamanca) y José Enrique Fraile de Valdefresno (Salamanca).

Como se ve, todos los festejos se celebrarán en plazas de tercera categoría y «se pretende dar visibilidad a aspirantes con demostradas condiciones para esta profesión», explican desde la Junta, que recuerdan que «la Junta de Castilla y León declaró la Tauromaquia en Castilla y León, Bien de Interés Cultural de Carácter Inmaterial. En este sentido, la Consejería de Cultura, Turismo y Deporte reconoce la importancia no solo cultural, sino también económica y medioambiental de la Tauromaquia dentro de Castilla y León, un sector cultural del que dependen aproximadamente 14.000 puestos de trabajo en la Comunidad y que contribuye a fijar población en el medio rural a través, fundamentalmente, de la ganadería de bravo, que sostiene buena parte de la gran extensión de la dehesa de Castilla y León».

En este año, señalan desde el Gobierno autonómico, los esfuerzos se centran en proporcionar un impulso y una continuidad a la carrera de los futuros profesionales taurinos, precisamente en la etapa que más dificultad encuentran las novilladas picadas, cuyo coste económico ha supuesto en los últimos años una drástica disminución en el número de estas y, por tanto, un freno en las posibilidades de progreso de brillantes novilleros. Estas novilladas con picadores se celebrarán en plazas de tercera y cuarta categoría en localidades de todas las provincias de Castilla y León, revitalizando así la tradición taurina de estas localidades.

Para lograr estos fines, se cuenta con la Fundación Toro de Lidia, a la que la Junta ha concedido, con este fin, una subvención de 270.000 euros. La Fundación Toro de Lidia es una entidad con experiencia en la organización de circuitos regionales de este tipo y, desde el año 2021, organiza la Liga Nacional de Novilladas, integrada por cuatro circuitos de novilladas con picadores en los que participan siete comunidades autónomas. Estos circuitos concluyeron con la gran final de la Liga Nacional de Novilladas, celebrándose, por tanto, 32 novilladas en total. Para el año 2022 se prevé ampliar la Liga nacional con la celebración de, aproximadamente, unas cincuenta novilladas.

Valencia de Don Juan acogerá una final del circuito de novilladas de CyL
Comentarios