miércoles 28/10/20
Situación epidemiológica

La alta incidencia sitúa a León cerca del límite para tener más restricciones

La consejera de Sanidad pide al Gobierno que amplíe los indicadores y tenga en cuenta el número de personas mayores de 70 años afectadas, con una alta tasa en la provincia
Reunión ayer del Consejo Interterritorial de Sanidad. BORJA PUIG DE LA BELLACASA

La consejera de Sanidad, Verónica Casado, pidió ayer al ministro Salvador Illa que revise las variables para calcular la tasa de incidencia acumulada de coronavirus, uno de los tres factores a tener en cuenta para tomar medidas más restrictivas de control de la epidemia.

La alta incidencia del municipio coloca a León en el límite fijado por el Ministerio de Sanidad. El Gobierno incluye a los infectados en las residencias en el cálculo de la tasa, lo que eleva a 407 los contagios en León por 100.000 habitantes, un centenar menos de lo que el Gobierno considera el máximo antes de tomar medidas, que coloca en 500.

Este es el único criterio que no cumple León porque en la mesa del Gobierno está el 18, 6 % de tasa de positividad (Illa establece el 10% como límite máximo) y un porcentaje de ocupación de camas UCIs por enfermos de covid del 35% (León tiene el 30% si se tiene en cuenta la posibilidad de camas ampliadas y del 35% en las fijas).

Todos los criterios

El municipio de León tiene una tasa de positividad del 18,6% y una incidencia de 407 por 100.000 habitantes

Castilla y León trasladó el Ministerio sus propuestas basadas en las aportaciones del comité autonómico de expertos que asesora al Gobierno de la Comunidad en la gestión de la pandemia. Fuentes de la Consejería de Sanidad explicaron anoche a este periódico que la consejera pidió al ministro que tenga en cuenta la variable de personas mayores de 70 años afectadas para calcular la incidencia, así como otras medidas tomadas en los hospitales, propuestas que el Ministerio se comprometió a valorar de cara a la revisión del documento aprobado ayer en el Consejo Interterritorial de Salud, que supondrá de hecho endurecer las medidas en Alcalá de Henares, Alcobendas, Alcorcón, Fuenlabrada, Getafe, Leganés, Torrejón de Ardoz, Móstoles, Parla y Madrid. Un acuerdo aprobado con trece votos a favor, una abstención y cinco votos en contra de las comunidades de Madrid, Cataluña, Andalucía, Galicia, Murcia y Ceuta, lo que supone un 70% de la representación.

Castilla y León se sumó a las actuaciones que forman parte de la declaración de actuaciones coordinadas en Salud Pública para responder a la situación de especial riesgo derivada del incremento de casos positivos por el coronavirus, informaron fuentes de la Consejería de Sanidad en un comunicado.

Estas medidas suponen la adopción de estándares mínimos para el conjunto español con el objetivo de minimizar el riesgo de expansión de situaciones epidemiológicas graves entre territorios, no sólo en cada autonomía sino también entre comunidades.

Verónica Casado insistió en la necesidad de contar con niveles epidemiológicos identificables, con indicadores y estándares bien definidos que permitan, para el conjunto del Sistema Nacional de Salud, pasar de un nivel a otro, con las correspondientes actuaciones, cuando así sea necesario para la contención de la pandemia también en municipios con poblaciones por debajo de los 100.000 habitantes. Las actuaciones coordinadas, se refieren a la limitación del contacto social entre personas que residen en diferentes municipios, al tratarse de una medida de urgencia para romper la cadena de transmisión del nuevo coronavirus.

La alta incidencia sitúa a León cerca del límite para tener más restricciones
Comentarios