sábado 07.12.2019

El hashtag, el cincuentón que es tendencia

El hashtag cumple doce años desde que se introdujo la funcionalidad de definir las tendencias del día

Sus orígenes se remontan a los teléfonos de ruleta de los años 60 y al idioma informático de los años 70

Cada día se comparten centenares de millones de hashtags en Twitter. DL
Cada día se comparten centenares de millones de hashtags en Twitter. DL

Doce años atrás nadie, ni los propios creadores de Twitter, pudieron imaginarse la aceptación y la utilización de manera extendida por todo el mundo de la técnica del hashtag entre los usuarios de las redes sociales.

El experto leonés en redes sociales, Jorge Cabal, cuenta que «para los más jóvenes, pensar que cuando comenzaba internet y muy pocos teníamos conexión de datos en casa, y por supuesto no existían los móviles, un uso que se popularizó fueron los chats. Nos parecía increíble poder entrar en una 'sala' o canal y poder hablar en tiempo real con personas de cualquier parte del mundo. Y para categorizar un poco de que se podía hablar en ese canal se le ponía un nombre como hoy hacemos con los hashtags».

No es novedad

La almohadilla como símbolo para indicar un tema ya se empleaba en los chats de los años 90

El uso del símbolo de la almohadilla que caracteriza el hashtag dio sus primeros coletazos «en los años 60 por su utilización en los teléfonos de ruleta. Luego, se empleó mucho en el lenguaje de programación en la década de los 70», cuenta el experto.

Sin embargo, la utilidad de la almohadilla como hashtag o 'etiqueta', como la designa la Fundéu, nació en los años 90. Su utilización por aquel entonces «era muy parecida a la que tiene hoy en día. El primer sistema de mensajería instantánea en línea (IRC por sus siglas en inglés, Internet Relay Chat) empleaba la almohadilla para ponerle nombre a sus canales intentando explicar cuál era el tema central de conversación de los mismos», dice el experto.

El primer tuit en el que se utilizó un hashtagh en la hsitoria de las redes sociales. DL

El primer tuit en el que se utilizó un hashtag en la historia de las redes sociales. DL

En el mundo de las redes sociales se puede atribuir un nombre y un rostro a la primera persona que empleó esta herramienta. Se trata de Chris Messina, un trabajador de Google que el 23 de agosto del año 2007 publicó un tuit con la etiqueta '#barcamp'. Por aquel entonces, era un método para destacar una palabra o un grupo de palabras sobre un texto escrito. Pues las palabras precedidas por este símbolo se tintan de azul mientras que el resto del texto permanece en negro sobre un fondo blanco.

En el año 2009, Twitter introdujo el hashtag dentro del lenguaje digital a raíz de las protestas internacionales políticas en esta red social en ese mismo año y tras los graves incendios de California en octubre dos años atrás.

Con el paso del tiempo, desde sus inicios y con su uso, cada vez más interiorizado por los usuarios, la operatividad de esta herramienta derivó en un hipervínculo en el que se podía pinchar con el ratón para conocer todas las publicaciones que giraban entorno a un mismo tema. En definitiva, se le atribuyó la funcionalidad de «agrupar, categorizar o clasificar ciertos contenidos» que se trasladó a la gran mayoría de las redes sociales —sobre todo las más usadas como: Twitter, Instagram y Facebook—, como dice Cabal. «Lo podemos considerar una herramienta de comunicación para identificar contenidos del mismo tipo en redes sociales», añade.

La almohadilla seguida de uno o varios vocablos se convirtió en un símbolo reconocido universalmente que incluso se trasladó a la vida cotidiana de muchos jóvenes con tono humorístico para llamar la atención de su entorno sobre una frase jocosa.

Perfección

Una palabra, corta, precisa y concisa son los adjetivos que definen a una buena 'etiqueta'

A día de hoy, la utilidad de esta herramienta es muy habitual entre los usuarios de las plataformas sociales. Tal es así que Twitter se vio 'obligado' a permitir más hashtags por cada publicación de tal modo que pasó de 20 'etiquetas' a 30 por cada tuit. El experto en redes sociales explica que esta circunstancia se debió a que «a partir del año 2010 los usuarios comenzaron a emplearlo como tendencia o trending topic como lo apodaron en inglés».

Un buen hashtag

Para lograr que la etiqueta empleada funcione y se haga eco, principalmente debe constar de una palabra corta, precisa, concisa y que genere ruido para que sea memorizable, como explica Jorge Cabal. «Debe ser legible y si es original y único podemos hablar de que entonces, es perfecto», afirma.

Además, «la primera letra de la palabra —o de cada uno de los términos que lo componen— debe ir en mayúsculas, para facilitar la lectura», detalla el experto. Por ejemplo, «#love, es el más empleado dentro de la actual red social referencia a nivel mundial, Instagram. Esta ‘etiqueta cuenta’ con más de mil millones de utilizaciones», relata.

En el podio

El «#love» es el más popular en Instagram con más de mil millones de usos en la red

El objetivo de la 'etiqueta' es común en todas las redes sociales. Pero si se utiliza bien, las funciones de este van más allá que agrupar o clasificar una cuestión. En palabras del experto, esta herramienta también puede «promocionar un producto, un servicio, una noticia, un concurso o un evento; aumentar la visibilidad y el alcance de las publicaciones; fomentar conversaciones sobre un tema muy concreto o seguirlas; encontrar de forma rápida la información y mostrar apoyo o descontento por una determinada causa o acontecimiento».

El hashtag, el cincuentón que es tendencia
Comentarios