miércoles 21.08.2019

Las empresas ya no dicen cómo trabajar

Los millennials revolucionan . el sistema tradicional de trabajo.

dl | león

Los millennials en 2025 representarán el 75% del total de la fuerza laboral mundial. ¿Cómo afecta en el trabajo del día a día?

Desde Ayanet Recursos Humanos, empresa especializada en la selección y formación de personas, presentan las nuevas tendencias de contratación en las empresas y los procesos de selección de la nueva generación Millenial.

Los millenians, personas nacidas entre 1981 y 1993, son actualmente los candidatos que están revolucionando el sistema tradicional de trabajo y contratación de las compañías. Son ellos los que dictan a las empresas como quieren trabajar. Se trata de un cambio de paradigma, ya que los millenians no son conformistas, son exigentes, premian trabajar por proyecto, valoran la flexibilidad, la promoción interna. Además, las habilidades emocionales cobran más importancia que en generaciones anteriores.

Ante esta circunstancia, «resulta esencial el recruiting y la selección de los perfiles adecuados, así como el asesoramiento en políticas de recursos humanos, que permitan a las empresas tener al equipo más idóneo para la consecución de sus objetivos, y que sea lo más estable posible en el tiempo» apunta Tania Grande, socia - directora de Ayanet RRHH.

Ayanet ha realizado un estudio donde se pueden sacar conclusiones importantes acerca de la generación Millenial y de la implicación de la contratación de los mismos para la gestión de las empresas. Entre ellas, se destacan que los candidatos que optan a un puesto de trabajo son más exigentes, están más formados y tienen más claros sus objetivos. Tienen una fuerte ambición de mejora y están menos acomodados. No tienen aversión al cambio de trabajo cada cierto tiempo, y lo consideran algo normal dentro del desarrollo profesional. Se observa como los millenials tienen mucho más en cuenta los beneficios sociales o salario emocional, retos continuos, y demandan flexibilidad horaria para poder conciliar, no solo con la familia, sino con su tiempo de ocio.

Las empresas ya no dicen cómo trabajar
Comentarios