viernes 27/11/20

«No es un simple número»

La voz de las familias y del personal sanitario sonó tras la música en Segovia

El homenaje a las víctimas del Covid-19 en Segovia dio voz a los afectados por la pandemia con varios testimonios y honrado a los muertos con una ofrenda floral, un minuto de silencio y un poema de José Jiménez Lozano.

Una apertura musical de un cuarteto de la Orquesta Sinfónica de Castilla y León ha preludiado un acto en el que ha tomado la palabra Eduardo Estévez, quien perdió a sus padres durante la crisis del coronavirus.

Estévez ha recordado a las víctimas mortales de la pandemia en la comunidad autónoma —mencionó 3.793 (las muertes en hospitales y residencias) si bien la cifra total con mueres en casa alcanzaba ayer los 4.099— , aunque ha precisado que este «no es un simple número» y ha nombrado a algunos de los fallecidos y relatado una breve biografía de cada uno.

A continuación, ha tomado la palabra Eva Ferreira, médico internista del Hospital de Segovia, quien ha representado a los profesionales sanitarios, también homenajeados. A pesar del sufrimiento vivido, la doctora ha subrayado que quedarán «grabadas en el corazón» las miradas de confianza, los gestos de compañía y la palabra ‘gracias’, tantas veces repetida.

Tras el turno de palabras y con el acompañamiento musical de la orquesta de fondo, se ha realizado una ofrenda floral en la que diversas autoridades han depositado una cala blanca (nombre de la flor) en frente de una placa conmemorativa acompañado de un familiar de una víctima.

En la placa frente a la cual han depositado las flores, cuyo destino final aún no se ha decidido, se puede leer el siguiente mensaje «Hay huellas imborrables. Vuestro testimonio de vida permanecerá siempre en nuestra memoria. En homenaje a los fallecidos por la pandemia Covid-19».

El acto ha concluido con la lectura de un poema del escritor abulense Premio Cervantes José Jiménez Lozano, recientemente fallecido, y un minuto de silencio. Al acto asistieron unas 200 personas entre autoridades, Cuerpos y Fuerzas de Seguridad, otros profesionales y familias.

«No es un simple número»