jueves. 26.01.2023

Pepe Muñiz adquirió el espantadiablos a un anticuario de la provincia leonesa. Procedente de un convento femenino, sus facciones son un paradigma de la fealdad, enfatizada por un ojo velado y la posibilidad de movimiento de la pieza al ser articulada. Una serie de abalorios destinados a hacer el ritual del exorcismo completan el artefacto ideado para ‘sacar los diablos’ o para ejercer, de forma preventiva, la tutela sexual en los conventos de monjas. Es una figura del siglo XVII de «delicada ejecución», según la restauradora Raquel López Santos.

Una figurA PARADIGMA DE LA FEALDAD Y ARTICULADA pARA ENFATIZAR EL ESPANTO
Comentarios