lunes 1/3/21

La 'Pasionaria' de Omaña

GENARA FERNÁNDEZ / MAESTRA NACIONAL

Genara Fernández García había nacido en Cirujales y tenía 31 años cuando fue ejecutada en el campo de tiro de Puente Castro el 4 de abril de 1941. Era maestra nacional de su pueblo. Lo había sido antes de Orallo. Las firmas que presentaron vecinos de uno y otro pueblo para intentar salvar su vida cuando ya se encontraba a las puertas del patíbulo no sirvieron de nada. Frente a las manifestaciones de estas gentes de que había observado una buena conducta en dos folios manuscritos hay un grueso expediente en el que se justifica el delito de adhesión a la rebelión por el que fue condenada en consejo de guerra.

«Durante el dominio del Frente Popular destacó notablemente por su significación izquierdista», además de estar afiliada al Partido de Unión Republicana en el «que desempeñaba cargo de tesorero» y se le atribuye también «íntima relación con Gordón Ordáx (sic) y Rafael Álvarez, conociéndosela públicamente por el apodo de La Pasionaria». Se le acusó también de que en las elecciones de 1936 «actuó descaradamente en favor de la candidatura del Frente Popular, desempeñando un cargo en la mesa presidencial». Además, asegura el expediente, que «obstaculizó cuanto pudo la actuación de los electores de matiz derechista».

Convivir con los «rebeldes» durante los apenas quince días que tardó en caer esta zona de la provincia, frecuentar los centros de reunión, escuchar noticias por la radio y acudir a una emisora que tenía un hombre en Aguasmestas.

«Con alguna frecuencia se la vio por las calles con los milicianos existiendo indicios de que en alguna ocasión lo hizo llevando arma de fuego». La acusaron, en fin, de mostrar alegría el día que se recibió la noticia de la muerte de Onésimo Redondo y dijo que «así moriría el maestro de Vegarienza, elemento fascista muy destacado». Genara logró ocultarse al tomar el pueblo las tropas fascistas y huyó a Asturias «en unión de un grupo de marxistas». En Asturias, señalan, gozaba de protección «de elementos de influencia que la proporcionaron un cargo en la sección Administración de Primera Enseñanza». Allí conoció a José Bárcena, «de quien recibió una clave». Genara declaró que tras ser apartada del magisterio no le quedó más remedio que huir. Tras salir de San Marcos fue empleada como maestra particular por una hija del médico Emilio Hurtado. Fue este quien la recomendó para que pudiera trabajar en el cine Mary. A la taquilla llegó un dia un hombre con un paquete de parte de Bárcena y le dijo que lo repartiera. Tiró las octavillas que llamaban al pueblo, a los trabajadores y las mujeres contra el fascismo. Y ahí empezó, o continuó, su camino al patíbulo.

La 'Pasionaria' de Omaña