martes. 06.12.2022
El análisis de los datos

León encara la Semana Santa con las señales de riesgo al alza

La incidencia acumulada a los catorce y siete días experimenta una ligera subida El riesgo de contagio aumenta

Hoy entran en vigor las restricciones de la Junta de Castilla y León ha traspuesto en el Bocyl para las próximas dos semanas, hasta el nueve de abril incluido de cara a contener el virus de la covid en Semana Santa, según lo acordado en el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud para todo el territorio nacional. La primera de estas normas es el Acuerdo 9/2021 de la Presidencia de la Junta, en su condición de autoridad delegada del Gobierno de la Nación, por el que se limita la permanencia de grupos en espacios públicos, ya sean estos abiertos o cerrados, a un máximo de cuatro personas, salvo que se trate de convivientes; en espacios privados, las reuniones se limitarán únicamente a convivientes.

La provincia de León encara el inicio de la Semana Santa con todos los indicadores en ascenso. Aunque las subidas no son, de momento, significativas, preocupan. La ministra de Sanidad, Carolina Darias, pidió ayer sacar provecho de lo aprendido cuando «salvar las Navidades fue un error».

El repunte más llamativo es el de la ocupación de la UCI que tras varios día en el 20% ayer experimentó un repunte hasta el 21,01% con dos personas más ingresadas en las últimas 48 horas. Sin embargo, las plantas mantienen el ritmo descendente.

Otro indicador que anticipa el repunte de contagios es el índice reproductivo, que ayer volvió a subir a 0,84, cuatro décima más que el día anterior. Este indicador supera el 1 de media en Castilla y León, lo que significa que cada cien contagiados infectan a otros cien más.

En las estadísticas de la Junta no se registra ningún fallecido más en hospitales aunque el portal de Transparencia sumó cuatro fallecidos más en la provincia al sumar los dos no actualizados el miércoles y otras dos muertes fuera de los centros hospitalarios. La pandemia se ha cobrado la vida de 2.063 personas en la provincia, que ayer registró otros 35 positivos.

Más muertes
El martes el Ministerio computó en España 201 muertes, el miércoles, 320 y ayer fueron 356

Los datos del Ministerio de Sanidad confirman que la meseta por la que la covid-19 transitaba durante las primeras semanas de marzo ya está quedando atrás. Aunque los contagios se mantienen en niveles similares a los de los últimos días, el incremento de los fallecimientos y sobre todo, la subida paulatina de la incidencia acumulada, muestran que en el horizonte asoma la amenaza cada vez más real de una cuarta ola del virus. El departamento de Carolina Darias notificó ayer 6.393 nuevos contagios, una cifra ligeramente inferior a los 7.026 del miércoles, pero que continúa representando un crecimiento respecto a los aproximadamente 5.500 de media que se han registrado en las dos últimas semanas. El total de casos confirmados desde el inicio de la pandemia se sitúa ya en los 3.247.738, aunque el informe de seroprevalencia eleva el dato real por encima de los seis millones.

Los fallecimientos se han incrementado de manera muy notable en los dos últimos días. Si el martes el Ministerio computó 201 muertes, el miércoles fueron 320 y ayer la cifra creció aún más, hasta las 356.

En Castilla y León la incidencia acumulada de la covid por cien mil habitantes a siete y a catorce días volvió a subir por segundo día consecutivo y ayer estaba 56,62 y 111,99, 0,92 y 2,63 puntos porcentuales más que el día anterior con cuatro provincias con subidas como León, Palencia y Valladolid.

analisisClic sobre la imagen para ampliar

León encara la Semana Santa con las señales de riesgo al alza
Comentarios