miércoles 14/4/21

La oposición pide dimisiones y los hosteleros preparan las demandas

Los partidos de la oposición —PSOE, Podemos y UPL-—se apresuraron ayer a pedir la dimisión del presidente de la Junta, Fernández Mañueco por restringir derechos «de forma irregular e innecesaria», como ha argumentado el líder del PSCYL, Luis Tudanca.

«Castilla y León no puede seguir en manos de los señores Mañueco e Igea ni un minuto más», expresó Tudanca, quien indicó también que la decisión del Supremo es «demoledora» y que desde el Grupo Socialista ya advirtieron que el adelanto del toque de queda se adoptó «sin la menor apariencia de legalidad y con motivos que nada tenían que ver en la lucha contra la pandemia».

El secretario regional de Podemos, Pablo Fernández, manifestó que Mañueco «tiene que dimitir porque tomó una decisión sin encaje legal y contraria al decreto de estado de alarma», algo que también comparten desde la Unión del Pueblo Leonés (UPL), que ha pedido «la dimisión inmediata» del presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco; del vicepresidente, Francisco Igea, y de la consejera de Sanidad, Verónica Casado.

Desde Vox en las Cortes de Castilla y León también solicitan la dimisión del vicepresidente, Francisco Igea. «Si no lo hace en 48 horas pediremos la dimisión de Mañueco». En Vox se asegura que «ha quedado demostrado que la incidencia del virus se ha visto reducida por igual en las comunidades con horarios más flexibles» y pide «un programa de indemnizaciones justas» y la total exoneración de las sanciones adminitrativas.

UGT de Castilla y León cree que el Supremo «pone en su sitio lo que se tiene que poner» y corresponde a una postura contraria a una «decisión unilateral» de la Junta.

El presidente de la Confederación de Hostelería y Turismo de Castilla y León, Fernando de la Varga, anticipa una «cascada de demandas» por lucro cesante, algo que también se plantean presentar los gimnasios.

La presidenta de Confecor, Rosario Sanz. también estudia presentar demandas por «lucro cesante» tras la decisión adoptada por la Junta y, aunque los comercios no esenciales cierran a las 20.00 horas, «algo se ha ganado con las últimas modificaciones».

La oposición pide dimisiones y los hosteleros preparan las demandas
Comentarios