sábado 5/12/20
La situación empeora

Castilla y León, Madrid y Castilla-La Mancha abordarán un cierre perimetral coordinado

Imagen de Toledo del primer fin de semana de octubre. ÁNGELES VISDÓMINE
Imagen de Toledo del primer fin de semana de octubre. ÁNGELES VISDÓMINE

Los presidentes de Madrid, Castilla-La Mancha y Castilla y León se reunirán mañana en Ávila para poner en común sus estrategias en la lucha contra el coronavirus y se prevé que estudien un posible cierre perimetral coordinado ante el Puente de Todos los Santos, una opción que llevará al encuentro Castilla-La Mancha.

Las tres comunidades han confirmado este martes que la cumbre tendrá lugar mañana miércoles a las seis de la tarde en la Delegación Territorial de la Junta de Castilla y León en Ávila, y tras la misma los tres presidentes harán una declaración institucional vía telemática.

El pasado 7 de septiembre Isabel Díaz Ayuso, Emiliano García Page y Alfonso Fernández Mañueco se reunieron, junto con sus consejeros de Sanidad y Educación, con el mismo objetivo, aunque en esa ocasión lo hicieron en Madrid, en la Real Casa de Correos, la sede del Ejecutivo madrileño.

En aquel encuentro las tres comunidades acordaron compartir estudios de seroprevalencia y rastreo, en especial para analizar la movilidad entre las tres regiones, dentro de una estrategia conjunta para dar una respuesta coordinada frente al coronavirus.

Durante la reunión de mañana pondrán en común sus estrategias y estudiarán nuevas iniciativas para dar respuesta a las situaciones originadas por el nuevo escenario surgido de la declaración del estado de alarma por parte del Gobierno de España. Lo harán dos días antes del puente del 1 de noviembre, en el que muchos ciudadanos podrían viajar.

Por este motivo el presidente castellano manchego, Emilio García-Page, planteará a sus homólogos la posibilidad de acordar el cierre perimetral coordinado de las tres regiones durante los próximos 14 días, según ha explicado el vicepresidente de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, José Luis Martínez Guijarro. Ha afirmado que, si no se produce esa decisión coordinada, el Gobierno castellanomanchego tomará definitivamente una decisión "pensando en los intereses de Castilla-La Mancha".

La Vicepresidencia regional ha establecido contactos con todas las comunidades autónomas limítrofes, aunque lo que más le preocupa al Ejecutivo castellanomanchego es la "interacción especial" que mantiene esta región con la Comunidad de Madrid, sobre todo porque en las próximas semanas la región vecina tiene dos puentes festivos que "pueden provocar una movilidad especial".

Por su parte, la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, ha anunciado este martes que está estudiando la posibilidad de cerrar la Comunidad de Madrid en el puente de Todos los Santos y tomará la decisión como tarde este miércoles, aunque considera que "tal y como está ahora mismo el virus" la región podría seguir abierta.

En cambio, el vicepresidente madrileño, Ignacio Aguado (Cs), no tiene dudas al respecto y ha pedido abiertamente el cierre ante este puente, del 31 de octubre al 2 de noviembre, ya que considera esencial restringir la movilidad para bajar la curva de contagios y llegar a las Navidades "con esperanza y expectativas".

De momento, la Comunidad de Madrid ha cerrado perimetralmente desde el lunes 26 de octubre y durante al menos catorce días 32 zonas básicas de salud de doce municipios de la región, incluidas áreas de la capital, en las que la incidencia acumulada supera los 500 casos por cada 100.000 habitantes.

Castilla y León, Madrid y Castilla-La Mancha abordarán un cierre perimetral coordinado
Comentarios