lunes 18.11.2019
Donación de sangre

Sangre joven para salvar más vidas

La Universidad de León y la Hermandad de Donantes de Sangre renuevan, tras 26 años de colaboración, el que fue el primer acuerdo sociosanitario de la institución académica. Hace falta sangre joven. Sanidad lanza una alerta por la caída de las reservas

Lupa bienSangre joven para salvar más vidas

 

La Hermandad de Donantes de Sangre fue la institución sanitaria elegida por la Universidad de León para firmar su primer acuerdo sanitario hace 26 años. Tras la firma del convenio el 9 de marzo de 1993 comenzó una estrategia diseñada para captar a nuevos donantes. Hace falta sangre joven para mantener las reservas. El objetivo se ha cumplido, pero no hay que bajar la guardia. La sanidad castellano y leonesa lanza una alerta ante la bajada de bolsas de sangre en los dos hospitales de León y Bierzo, sobre todo de los grupos de Rh negativos. «Para estar tranquilos necesitamos cinco días de reserva pero en las dos últimas jornadas están en tres días. Si bajamos de ahí habría que lanzar una alarma, pero esperamos que no sea así porque esta situación ya la hemos superado otras veces», explica Martín Manceñido, presidente de la Federación Nacional de Hermandades de Donantes de Sangre.

 

El envejecimiento de la población reduce también el número de donantes, que en León ascienden a 12.000. El convenio con la Universidad da sus frutos. Las conferencias y los campañas de concienciación en las facultades y escuelas universitarias hace crecer la responsabilidad entre los universitarios de León que en los últimos años duplican el número de donaciones de sangre a pesar de que los matriculados en el campus de León está un 19% por debajo de hace 26 años.

 

«Los universitarios de León son jóvenes, sanos y solidarios». Manceñido no escatima elogios. A la juventud fía el mantenimiento futuro de un acto solidario y altruista que hace posible que cada día se transfundan en los hospitales de León y Bierzo 50 bolsas de sangre, otras 425 en Castilla y León y 5.200 diarias en toda España.

 

El millar de bolsas de sangre anuales que salen de los brazos de 1.200 estudiantes en el campus universitario suponen ya el 10% del total de donaciones de sangre en todo León. «Para la sociedad son un colectivo de vital importancia». Los estudiantes elevan la media de donaciones por mil habitantes. En la población leonesa general está en 35 donaciones por cada 1.000 habitantes mientras que en el entorno universitario está en 70 por cada 1.000.

 

El primer convenio de colaboración entre el entonces rector Julio César Santoyo y el presidente de la Hermandad, Francisco Mendaña, supuso un antes y un después. Manceñido destaca que la Universidad de León es el «escenario de vital interés» por la captación de nuevos donantes más jóvenes y «la tranquilidad de saber que la permanencia está asegurada para el futuro».

 

La colaboración no solo se centra en la donación de sangre. La Hermandad se dirige a los jóvenes para hacer crecer en ellos la conciencia de que los órganos son necesarios para salvar vidas. «Por eso en las charlas concienciamos para que, además de ser donantes de sangre, donen órganos y médula, tan necesarios». Las dos entidades se comprometen a realizar actuaciones conjuntas para concienciar a los universitarios para que colaboren de forma altruista. «El convenio contempla la organización de campañas de divulgación dirigidas a todos los miembros de la comunidad universitaria, en las que participarán los promotores y divulgadores voluntarios de la Hermandad, el desarrollo de actividades formativas como congresos, jornadas y cursos de extensión universitaria, además de la difusión de las campañas de los donantes de sangre a través de las redes sociales», informa la institución académica en un comunicado. «Las redes sociales son muy importantes y nos dan mucha visibilidad», reconoce Manceñido.

 

Coincidiendo con la renovación de este acuerdo, la Asociación Leonesa de Lucha contra las Enfermedades del Riñón (Alcer) se desplazó también a la Universidad para conmemorar el Día del Voluntario Universitario. Las responsables de la asociación, que instalaron una mesa informativa en la cafetería de la Universidad, repartieron folletos e instaron a los más jóvenes a que se hicieran donantes de órganos. «Tenemos que concienciar a los jóvenes, que en este caso son más reacios, para que donen órganos. Esperamos tener más respuestas en los próximos días», dice Delfina Rica, secretaria.

Sangre joven para salvar más vidas