viernes 7/5/21

Sanidad espera que la inminente saturación del mercado norteamericano desvíe más dosis a la UE

vacuna
Decenas de personas guardan cola a la entrada del Wizink Center de Madrid. EMILIO NARANJO

A pesar de los continuos reveses en la campaña y los incumplimientos de los laboratorios, el Gobierno mantiene la promesa de que antes de finales de verano 33 millones de españoles estarán totalmente inmunizados.

Y entre otros motivos, Moncloa y Sanidad no modifican el calendario porque tienen informaciones confidenciales de Exteriores y de la Unión Europea que apuntan a que en cuestión de semanas millones de vacunas, sobre todo de Pfizer, pero quizás también de Moderna, que iban a ser destinadas a Estados Unidos podrían ser derivadas a los 27, ya que el mercado norteamericano se acerca ya a la saturación.

Las informaciones que maneja el Gobierno es que el gesto de Pifzer/Biontech de adelantar del tercer al segundo trimestre el envío a la UE de 50 millones de dosis adicionales (5 millones para España) podría repetirse de manera regular si se confirman las previsiones de los expertos de la Universidad de Duke de que Estados Unidos podría tener un exceso de dosis de vacunas contra la covid-19 estimado en 300 millones para fines de julio.

Y es que el ritmo de inoculaciones en Estados Unidos está siendo mucho mejor del previsto. Washington ya anunció que a partir de este lunes los adultos de cualquier edad podrán recibir la vacuna, mucho antes de lo que prometió el presidente Joe Biden, que había fijado ese momento de 'saturación técnica' para el 1 de mayo.

El ritmo de inoculaciones es el mayor del planeta, con una media superar a tres millones de inyecciones diarias. Cerca de 130 de 328 millones de habitantes del país ya han recibido al menos una dosis de las tres marcas que se está distribuyendo (Pfizer, Moderna y Janssen -que en Estados Unidos se conoce como Johnson & Johnson) y de ellos más de 80 millones están completamente inmunizados tras recibir la pauta completa.

El hecho de que la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA) haya pausado la distribución de la vacuna de Janssen mientras se investigan los trombos no cambia las perspectivas de la UE de beneficiarse del exceso de viales en Norteamérica, porque esta profilaxis solo representa el 5% del mercado. Además, en breve otros laboratorios como Astra Zeneca y Novavax van a desembarcar en este mercado ya saturado. La salida natural de las multinacionales como Pfizer -recuerdan responsables diplomáticos en Bruselas- es mirar a la Unión Europea en busca de un mercado en el que todavía pueden vender sus viales a buen precio y en cantidades millonarias.

Sanidad espera que la inminente saturación del mercado norteamericano desvíe más dosis...
Comentarios