jueves 27/1/22
Restricciones

Sanidad no logra el consenso para limitar el horario del ocio nocturno

Madrid, Andalucía, Murcia, Cataluña y Galicia votan en contra, y Castilla y León se abstiene sobre dejar de servir en terrazas a las doce o cerrar las discotecas a las tres
Reunión telemática ayer del Consejo Interterritorial desde Pamplona. EFE

El Ministerio de Sanidad quiere imponer sin consenso y sin estado de alarma un verano con normas homogéneas en todo el país sobre ocio nocturno, al menos hasta que España alcance la inmunidad de grupo con el 70% de la población vacunada, algo que el Ejecutivo de Pedro Sánchez espera que suceda a mediados de agosto. El Gobierno central y las comunidades más afines (entre ellas todas las gobernadas por ejecutivos socialistas) acordaron ayer en el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS) que las terrazas y los bares de toda España este verano dejen de servir bebidas y comidas a las doce de la noche. Es más, según el documento propuesto por el departamento que dirige Carolina Darias y aprobado en el Consejo, todos los establecimientos de «hostelería, restauración y terrazas» deberán estar cerrados a la una de la madrugada, con independencia del nivel de incidencia del virus en la zona donde se ubique el local.

El acuerdo de Actuaciones de respuesta coordinada para el control de la transmisión de Covid-19 contó con el voto en contra de Madrid, Andalucía, Murcia, Cataluña y Galicia y la abstención de Castilla y León y Melilla. Castilla y León se abstuvo en la votación sobre las restricciones de horarios al ocio nocturno al entender que no está en consonancia con los datos sanitarios, epidemiológicos y de cobertura vacunal de la Comunidad. Además, según han informado a Efe fuentes de la Consejería de Sanidad, estas restricciones aprobadas sin unanimidad entran en conflicto con la actual norma y son más restrictivas que la actual norma de la comunidad. El País Vasco no participó ni en el debate ni en la votación.

La administración central, sin estado de alarma, carece de herramientas coercitivas para forzar a las comunidades a hacer cumplir las resoluciones del Interterritorial, ni siquiera las que se refieren al plan de vacunación, como ya ha quedado demostrado en la crisis sobre la segunda dosis de Astra Zeneca.

En esas terrazas en espacios abiertos se podrán ocupar la totalidad de las mesas autorizadas antes de la pandemia, aunque siempre asegurando la distancia entre sillas de diferentes mesas de al menos 1,5 metros y con un máximo de diez personas por mesa.

Sanidad no logra el consenso para limitar el horario del ocio nocturno
Comentarios