jueves. 07.07.2022

El colegio privado Peñacorada, de León, empezó con las altas capacidades con un programa externo para alumnado del centro y de fuera. El objetivo era potenciar la creatividad y las habilidades. Al contar con un número elevado de alumnado en el centro se plantearon tener un programa en horario escolar. En Primaria se llama Máquina del tiempo y en Secundaria, Proyecto Da Vinci. El alumnado reconocido con altas capacidades sale una vez por semana del aula y realiza proyectos de temas extracurriculares en grupo, explica Sara Durántez, orientadora del centro. La música en el cine, un podcast o escritura creativa son algunas de las tareas desarrolladas este curso. El primer objetivo es que «normalicen su alta capacidad, porque muchas veces se sienten bichos raros y no encajan. Están mezclados de 2º a 6º de Primaria y eso les ayuda a socializar hasta en el patio. El segundo objetivo es potenciar sus habilidades con el enriquecimiento curricular como se hace en otros centros. Algunos pasan a cursos superiores en determinadas asignaturas.

Superar el estigma de bicho raro
Comentarios