viernes. 02.12.2022

Las verdades matemáticas, sean evidentes, o demostradas, son «atemporales», ¿qué significa que son atemporales?, simplemente que son ciertas en cualquier tiempo y como el tiempo es ilimitado, son ciertas eternamente.

El teorema de Pitágoras era cierto antes de que Pitágoras, le demostrara y seguirá siéndolo, aunque desaparezca la especie humana.

Decía el profesor Arango: «En matemáticas, todo lo no evidente, hay que demostrarlo».

¿Los números naturales, son evidentes?, ¡son tan evidentes, que los utilizan algunos animales!

¿Los números positivos y negativos, son evidentes?, desde luego no son evidentes, por lo tanto habría que demostrar su existencia y que yo sepa nadie lo a demostrado y si existen, se trata de un concepto distinto al de número natural, por lo tanto, para no confundir los conceptos, los positivos y negativos deberían tener unos símbolos propios; al ser conceptos distintos no pueden ser unidades de los mismos conceptos; por ejemplo:

Si restamos unidades del concepto «pera», cuando tenemos en una cesta 21 peras y sacamos 6 peras, la resta es: 21 peras – 6 peras = 15 peras. Según los matemáticos teóricos, en esta igualdad, sin que los números sean unidades de peras: 21 + (– 6) = 15

El Espacio y el Tiempo, son conceptos abstractos, carecen de masa, en tanto que el Universo, es un concepto con masa

El número (– 6), es un número negativo; se ha realizado el milagro de convertir un número natural, que cuantifica peras, en un número negativo; este milagro no tiene nada que envidiar al milagro de convertir el agua en vino.

Lo absurdo de este razonamiento es que si pasamos el menos seis negativo al otro lado del signo «=», se produce el milagro de convertirle en natural: 21 = 6 + 15

Lo más sorprendente del caso es que son muchos los que no creen en los milagros, pero si creen en la existencia de los números negativos. 15 peras + 5 peras negativas = ¿10 peras, mitad y mitad?

¿Cómo son las peras negativas?, ¿No tienen volumen?, ¿son unidades de un concepto abstracto?, o son el producto de la mente de un iluminado.

En la escuela de aldea, en España, supongo que también en las de Nueva Guinea y en las de la selva del Amazonas, se explica a los niños que no se pueden restar peras de manzanas y que cuando como en este caso se pasa de la izquierda del signo «=», (igual), a la derecha, (y viceversa), se cambia el signo de la suma por el de la resta o el de la resta por el de la suma. Los que creen en la existencia de los números negativos se plantearon el reto de encontrar los que ellos califican de números diabólicos mediante la igualdad: a3 + b3 + c3 = k « 100

Ejemplos:

13 + 23 + 33 = 36 (peras)

13 + 33 + 43 = 90 (peras)

23 + 33 + 43 = 99 (peras)

Cualquier otra combinación supera el número cien (peras).

En primer lugar hay que aclarar que en las igualdades anteriores, el símbolo de la suma, «+», delante de los números : dos, tres, y cuatro, no los convierte en positivos, y los números: 1, 2, 36, 90 y 99, sin símbolo que los preceda, sean los únicos naturales; ¡todos los números son naturales!

Veamos lo que ocurre con los teóricos de la Física Teórica Moderna.

Afirmaciones, leídas en diferentes medios de comunicación y oídas en TV, del «Sumo Sacerdote de la Física Teórica Moderna», (Stephen Hawking), con motivo de su asistencia al Festival Starmus de Tenerife: «El milagro no es compatible con la ciencia», «no hay ningún dios». «Soy ateo». «La religión cree en los milagros», «pero estos son incompatibles con la ciencia», «el universo pudo crearse a partir de la nada».

Analizadas estas afirmaciones, desde el punto de vista de un individuo con un coeficiente intelectual medio de la especie humana, con un mínimo de sentido común, sentido del que se dice que es el menos común de los sentidos, se deducen contradicciones evidentes, incluso para el más «torpe» de los mortales.

Personalmente pienso que este «Sumo Sacerdote», de esta religión sin dios que él ha inventado, (aunque él no lo supiera), pues tiene muchos feligreses, carece de los mínimos conocimientos de ¡lógica!, pues afirma en el mismo momento, por una parte, que no cree en los milagros y a continuación afirma que el universo se pudo crear de la nada; ¿si esto segundo no es un milagro, que entendía este señor por milagro?

¡No son posibles los milagros, ni en Matemáticas, ni en Física!

¿Qué decir sobre las teorías sobre el origen del Universo?; tanto el Universo, como el Espacio y como el Tiempo, han existido siempre, son conceptos eternos; el Espacio y el Tiempo, son conceptos abstractos, carecen de masa, en tanto que el Universo, es un concepto con masa, está compuesto por masa, (protones y neutrones) y energía, (electrones) y evoluciona, masa {} energía, tanto en el espacio, (se mueve constantemente), como en el tiempo, (la masa se convierte en energía y viceversa).

Los matemáticos y los físicos, teóricos ¿creen en los milagros?
Comentarios