jueves 28/1/21

Contra el totalitarismo de la enseñanza ¡libertad!

Apropósito de un artículo aparecido en Diario de León de un representante de ‘marea verde’ le digo que sus deseos están en el camino de cumplirse. Con la Lomloe la enseñanza en España va a ser: pública, laica e inclusiva. Veremos cómo llega a la meta.

La enseñanza en España es, pública y privada y ésta, gratuita o de pago. La gratuidad la apoya la Constitución. Los padres pueden elegir la enseñanza que crean para sus hijos y el artículo 26, apartado 3, de la Declaración Universal de los Derechos Humanos manifiesta que: Los padres tendrán derecho preferente a escoger el tipo de educación que habrá de darse a sus hijos.

Yo creo que discutir el sí y el no de que la enseñanza debe ser exclusivamente pública y laica es una manía persecutoria no exenta de rencor. Debemos preguntarnos del porqué las familias eligen la enseñanza privada. Creo que en este proceso hay mucho de totalitarismo, de marxismo, mucho de comunismo y, muy poco, de libertad.

No hay que marear, como se suele decir, más la perdiz. La libertad tiene dos principios esenciales y se mueve en dos hemisferios, uno, el particular. Yo soy libre en mis pensamientos. Soy libre para pensar que la enseñanza debe ser pública, laica e inclusiva. Puedo pensar que todo debe ser público. Las empresas deben ser todas públicas. La banca debe ser pública y todos los trabajadores deben ser públicos, es decir no admito la propiedad privada. El estado es mi protector, es mi sustento. Me da de comer. Me da medios para desarrollar mi vida. Y, el otro hemisferio, es el que está fuera de mí, es decir, la sociedad.

España, hoy por hoy, no es un estado totalitario, aunque tiene visos de serlo. Manifiesta el representante de la ‘marea verde’ que «sería un gran paso tener una red de titularidad pública donde no existiera una red de centros privilegiados con financiación pública y privada». Es maniqueo decir que el que quiera enseñanza privada que la pague. Nunca se dice que la financiación a la enseñanza privada sirve para pagar al profesorado y para afrontar los gastos de mantenimiento, que se ha demostrado que son insuficientes y no cubren las necesidades mínimas. Es decir, un centro privado no se lucra porque el Estado controla, en especial, los gastos de funcionamiento. El Estado con la enseñanza privada se ahorra miles de millones de euros ya que el puesto escolar público supone el doble que el privado. Yo pago mis impuestos y, con mis impuestos, el Estado no puede hacer lo que le venga en gana. Adquiero un derecho de asistencia y de libertad.

Al hablar de financiación pública y privada debe de incluir a todos los sectores productivos. Me viene a colación las ingentes subvenciones que han recibido el sector minero y se ha despilfarrado, miles de millones y el resultado las minas cerradas, los obreros en la calle y no se dice nada. El Estado no debe financiar a ninguna empresa privada porque tienen ánimo de lucro e, inclusive, réditos importantes. El Estado tampoco debe subvencionar la agricultura, ni la ganadería. Si no tienen financiación que abandonen la tierra y vendan las vacas, sacrifiquen los terneros, las ovejas y las cabras, con un inconveniente, no podrían cobrar el Ingreso Mínimo Vital. Si las empresas turísticas pasan por una crisis que se busquen la vida. Que en España no hay turismo, tranquilos, todos los días nos llegan cientos de emigrantes que vienen en visita turística y su estancia en hoteles es gratuita. A estos hay que darles subvenciones que son los que nos van a garantizar el poder.

Yo le digo al representante de la ‘marea verde’ que de una vez por todas se ponga en vigor el cheque escolar. La Unión Democrática de Estudiantes (UDE) ha propuesto implantar el cheque escolar, para financiar directamente la escolarización de los niños en cualquier centro, a nivel autonómico sin que ello perjudique a la escuela pública o concertada. Esto no interesa. ¿No habrá un desfile hacia la enseñanza privada concertada? Hagamos la prueba ¿Por qué será? Esto es lo que debe de preocupar a los partidarios de la enseñanza pública, laica e inclusiva.

En otro orden, estamos en la UE. Todos los países europeos tienen enseñanza privada subvencionada por los estados. Ni se cuestiona esta gratuidad, ni la libre elección de centro. La ley Debré, en Francia, reguló las relaciones entre el Estado francés y los centros privados de enseñanza. El Estado sufragaría los gastos de funcionamiento, en las mismas condiciones que los centros públicos. Un sondeo realizado con ocasión de este 50 aniversario por el diario La Croix, basado en las asociaciones de padres, muestra que el 83% de los franceses son favorables a esa ley, que tanto ha contribuido a la paz escolar, pues armoniza la libertad de enseñanza.

Yo quiero para mí país este sistema en la Francia republicana y laica. Hay que acudir a las hemerotecas. Por lo que se refiere a la religión es una lucha histórica con antecedentes inmediatos en la II República en España. El saludo que dirigió Manuel Azaña a los españoles al asumir la presidencia fue: España ha dejado de ser católica. Creo que fue la obra más importante de la II República: acabar con la enseñanza privada y con la religión. Hoy, con un Gobierno socio comunista totalitarista, se resucitan los principios de aquella república. La religión ya no es hoy el enfoque inquisitorial, la religión está ligada a valores. La religión hoy enseña a respetar a los demás. La religión hoy es una manifestación de ayuda al desvalido. La religión hoy es caridad. La religión hoy es procurar que nadie pase hambre. La religión hoy es respetar a tus padres, al amigo, al vecino. La religión hoy es respeto a la mujer evitando la violencia del otro, del animal hombre. Y queremos quitarla. ¿Por qué? Porque yo quiero una sociedad a mi manera. Porque los regímenes totalitarios tienen otra religión: no respetar la libertad de los demás, solo la mía.

El representante que eche una mirada a los países europeos. Hay que informarse. En todos, sería prolijo enumerarlos, hoy, la religión forma parte del sistema educativo y materia obligatoria y evaluable. El elemento religioso ha sido fundamental en el proceso para la elaboración de valores fundamentales en Europa y la entidad de los pueblos europeos. Por tanto, contra el totalitarismo, libertad y gratuidad de la enseñanza privada. Contra la religión, libertad y que se siga el criterio de los países europeos y no hay que acudir a los acuerdos con la Iglesia. Le informo al representante de ‘marea verde’ que el gobierno valenciano ha incluido el islam en la enseñanza. Deberían los partidarios de eliminar la religión, cuestionarla. Puede ser peligroso. Salman Rushdie la cuestionó y está condenado a muerte. Solo hay tres países en el mundo que cuestionan la enseñanza privada y la religión: Cuba, China y Corea del Norte. Son comunistas.

A mí me gustaría que las mareas verdes sirvieran para exigir calidad de enseñanza, derechos de los trabajadores y manifestarse contra aquellos gobiernos que no son de su cuerda. Me gustaría que las mareas fueran a Cataluña, País Vasco, Valencia, Galicia y Baleares a protestar porque el castellano va ase marginal. No, no interesa. Esa no es su guerra.

La guerra está declarada a la enseñanza privada concertada y a la religión. Yo abogo porque vivamos en un país libre. Yo quiero que cada familia elija el centro que crea mejor para sus hijos. Yo quiero que eduquen a mis hijos en valores y, si la religión, de cualquier signo, los transmite pues, que haya religión en los colegios.

Yo no quiero totalitarismo, ni mareas partidistas ni rojas ni verdes. Y, si existen, que sean mareas para la esperanza, para la libertad y, blancas, para la paz entre todos los españoles. Contra los que opinan que toda la enseñanza debe ser pública, laica e inclusiva, pido libertad de enseñanza, pública y privada gratuita y la religión como transmisora de valores éticos y morales.

Contra el totalitarismo de la enseñanza ¡libertad!
Comentarios