domingo 24/10/21

Ursula von der Leyen y la inmunidad de rebaño

El día 31/08/2021, según Ursula von der Leyen, médico de carrera, presidente de la Comisión Europea, «el 70% de la población adulta de la UE está completamente inmunizada y pide a todos los europeos que todavía no han sido inmunizados que lo hagan cuanto antes». Supongo que a todos los europeos, o no europeos, les gustaría estar inmunizados, de cualquier enfermedad, pero esta señora, no sabe distinguir entre inmunizados y medicados con un sucedáneo de vacuna; ninguno de los cuatro preparados, que se han administrado y siguen administrándose en Europa, es una vacuna; la OMS sólo los recomienda, para casos de emergencia.

Según un informe de marzo de 2020, firmado por el mismo Fernando Simón, esta gripe sólo es letal para personas con patologías previas, copio a continuación, el apartado de letalidad. «Los pacientes que no presentaban comorbilidades tuvieron una tasa de letalidad de 0,9%, frente a los pacientes con comorbilidades que tuvieron tasas mucho más altas: 10,5% para aquellos con enfermedad cardiovascular, 7,3% para diabetes, 6,3% para enfermedad respiratoria crónica, 6,0% para hipertensión, y 5,6% para el cáncer. La tasa de letalidad también fue muy alta para los casos clasificados como críticos (insuficiencia respiratoria, shock séptico y/o disfunción/fallo multiorgánico) con un 49%)». Este informe, está al alcance de todas las personas interesadas y las autoridades europeas no pueden desconocerlo; por lo tanto administrar un medicamento a las personas sanas es una estupidez.

Ahora se sabe que además de las descritas, también la obesidad es enfermedad de riesgo, pero en ningún caso la letalidad es del 100%

En la UE no se ha administrado un solo medicamento que se corresponda con esta definición, por lo tanto no se ha vacunado a nadie; se ha inyectado un sucedáneo, con el que se está probando si es eficaz, o no, para prevenir la enfermedad

El 70% de los adultos europeos a los que se les ha administrado un medicamento, sólo autorizado para casos de emergencia, no sólo no están inmunizados; están expuestos a más de una veintena de contraindicaciones, descritas en las fichas técnicas de los preparados, amén de otras que a medio y largo plazo se irán conociendo, como la miocarditis, (más de mil casos, en adolescentes y adultos jóvenes) y los síndromes de Bell y el Inflamatorio Multisistémico.

El virus que provoca esta gripe, con total seguridad, ha estado presente en la naturaleza, desde hace millones de años, sin ser letal para una especie animal, por lo que sería del máximo interés para saber su origen, comparar el genoma de este virus, con el que en estado natural se encuentra en el murciélago, del que se afirma ha saltado a la especie humana y comprobar si realmente ha mutado de forma natural o por el contrario, fue modificado genéticamente.

Si la inmunidad de rebaño se consigue con el 70% de la población inmunizada, al menos ese es el mantra con el que nos vienen bombardeando desde que apareció este virus ARN, que produce una gripe atípica, si la comparamos con la gripe normal, producida por virus ADN, que nos ha afectado todos los años, excepto precisamente, los años 2019 y 2020.

Esta señora, para más inri, médico, o no sabe lo que significa «inmunidad de rebaño», o si lo sabe, también tiene que saber que las supuestas vacunas no sirven para inmunizar al rebaño, por muy borregos que estamos demostrando ser, los ciudadanos. Es de suponer que en Alemania, en las facultades de Medicina se explica lo que es una vacuna, cuya definición es: «una preparación hecha a partir de los virus, (o bacterias), muertos o debilitados».

En la UE no se ha administrado un solo medicamento que se corresponda con esta definición, por lo tanto no se ha vacunado a nadie; se ha inyectado un sucedáneo, con el que se está probando si es eficaz, o no, para prevenir la enfermedad; por lo que se conoce, no lo es.

Supongo que a ningún europeo, le da igual tomar una infusión hecha con café tostado, que tomar una infusión hecha con cebada tostada.

Un médico, esta señora lo es, al que como el valor al soldado, se le suponen unos conocimientos mínimos, de lo que son las enfermedades infecciosas, incluso sin disponer del asesoramiento de algún comité de expertos, no debiera hacer esas afirmaciones. Sería contradictorio que si se consigue la inmunidad de rebaño con el 70% inmunizado, se siguiera vacunando al otro 30%, que son inmunes por su propia genética, ya que en todas las poblaciones animales, con los datos de que se disponen, en torno al 30% de los individuos son inmunes, por lo que aún en el supuesto de una epidemia que fuera letal para el 70% y murieran el 70% de los especímenes, la especie no se extinguiría, ya que el 30% no contraería la enfermedad. Pedir que todos los no inmunizados lo hagan cuanto antes, es otra contradicción, ya que inmunizar a los inmunizados, es absurdo.

Tengo la convicción de que esta señora sabe que las inoculaciones de los medicamentos administrados al rebaño no inmunizan a nadie, pues no puede desconocer que en hospitalizados de todo el mundo, sin excluir a Israel, en este momento hay personas que han recibido la pauta completa de la supuesta vacunación, lo que demuestra que tales medicamentos no inmunizan a nadie.

Esta señora forma parte de los políticos que han promovido el famoso pasaporte covid para poder viajar sin restricciones por el mundo. Me gustaría saber en qué verdad científica se basa esta medida, ya que si saben, que los que han sido inyectados con cualquier medicamento, en fase de experimentación, no se han inmunizado, carece de sentido expedir un documento que no garantiza nada; por otra parte si fuera verdad que los mayores de 30 años, ya están inmunizados, los mayores de 30 años, con presentar el DNI ya tendrían acreditada la inmunización.

Según la OMS, los anticuerpos producidos por el sistema de defensas pueden durar toda la vida. ¿Por qué se inyectan las seudovacunas a los que han superado la enfermedad?

¿Los comités de expertos europeos, tienen el mismo nivel que el de expertos del gobierno de España?

¿Qué objetivos espurios hay detrás de esta política europea, de seudovacunación y no la de buscar medicamentos que curen?, cuando en las plantas están muchos principios antivirales, que sirven para curar esta gripe.

Ursula von der Leyen y la inmunidad de rebaño
Comentarios