viernes 22/10/21

Villa Romana en la Onda

Ahora que gracias a internet podemos escuchar desde nuestro ordenador o nuestro móvil las radios de cualquier parte del mundo desde Alaska hasta Nueva Zelanda, desde Japón hasta Chile, hay que aplaudir el gesto de una emisora enraizada en lo local, como en los viejos tiempos, una radio que no está ligada a más cadena que la de su propio pueblo, Navatejera.

Me complace inaugurar esta emisora que lleva un nombre que nos lleva a los orígenes de León. Su Nombre Villa Romana en la Onda.

A pesar de pertenecer al municipio de Villaquilambre, y estar prácticamente pegada a León, Navatejera tiene personalidad propia, por su Villa Romana. Cuando León se llamaba Legión, los antiguos pobladores romanos plantaban en los terrenos de Navatejera su segunda residencia.

Heredera de la Legio VII, esta Villa Romana, esta «casa de ricos», fue descubierta en el siglo XIX y se han rescatado mosaicos, restos de esculturas, fragmentos de cerámica, instrumentos de labranza, monedas y medallones.

La costumbre no se ha interrumpido con el tiempo, y hoy muchos leoneses prefieren vivir en Navatejera, alejados del bullicio del centro de la ciudad, de ahí que esta localidad haya experimentado un crecimiento y una prosperidad envidiables.

Navatejera es hoy un lugar privilegiado para vivir. Cada vez son más los que eligen este pueblo para instalar su residencia

La emisora Villa Romana en la Onda será una forma de decir a los leoneses que Navatejera cuenta en León y con León, con sus costumbres y con sus gentes. Navatejera es hoy un lugar privilegiado para vivir. Cada vez son más los que eligen este pueblo para instalar su residencia. Dispone de todos cuantos servicios se pueda desear, y esta emisora es la guinda que le faltaba al pastel.

Vivimos tiempos de globalización. Pero lo global no puede hacernos abdicar de lo local. La iniciativa de poner en marcha esta emisora es loable, porque si es cierto que el árbol no nos deja ver el bosque, también es verdad que a veces el bosque no nos deja admirar el árbol. Ser ciudadanos del mundo es hermoso, siempre que no se olvide seguir siendo también defensor de la localidad donde uno reside, de la gente que uno saluda cada día, y con la que comparte los mismos afanes.

Si la radio es un punto de encuentro de los oyentes que no solamente escuchan sino también participan, esta emisora ha de ser y será el foro que congregue a todos los paisanos de Navatejera.

Bien mirado, ser local es también una forma de ser global. Aquel que se empeña en tener lo mejor del mundo, a veces se olvida de que más importante aún es ser el mejor de su calle.

Gracias a las comunicaciones y a las redes sociales, el mundo se ha convertido en un pueblo, pero gracias a emisoras como la que ahora inauguramos el pueblo puede convertirse también en un mundo, el más cercano, el más atractivo, el más nuestro. Bienvenidos a esta radio que acaba de nacer. Que la palabra que es la fuente de la comunicación radiofónica, se difunda a través de Villa Romana en la Onda, para hacer honor a todos sus oyentes.

¡Viva Villa Romana en la Onda, Viva la Radio, Vivan las palabras libres!

Villa Romana en la Onda
Comentarios