+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

CONTABILIDAD DUDOSA EN LA VILLA DEL CÚA | EL PLENO DE LAS CUENTAS DEL 2007 Y 2008

El ex alcalde de Cacabelos pagó en dos años 4 millones sin factura o asentamiento contable

El nuevo alcalde del PP e IU envían la contabilidad del 2007 y 2008 para fiscalizarla con el «sí» del PSOE.

 

El nuevo alcalde del PP señala al ex regidor socialista (cabizbajo) revisando papeles ayer en el pleno. - ana f. barredo

MANUEL FÉLIX | CACABELOS
26/08/2011

Cacabelos vivió ayer un pleno tenso, con las cuentas municipales del 2007 y 2008 bajo sospecha. El nuevo alcalde del PP, Adolfo Canedo, echó en cara e intentó sacar los colores en más de una ocasión al ex regidor socialista, José Manuel Sánchez, por las numerosas irregularidades contables, que resumió en 49 folios con 22 elegaciones.

De toda la abundante documentación que ayer fue dada a conocer ante el numeroso público que acudió al salón de plenos, aparecen 313 partidas de pagos municipales del 2007 sin justificante de factura o asiento contable en el Ayuntamiento. Y otras 333 partidas de pagos del 2008, en las que tampoco aparece por ningún lado justificante oficial alguno. En total son 646 pagos hechos por el Ayuntamiento cuando gobernaba el socialista José Manuel Sánchez sin documento oficial que lo justifique. De esta forma, sumando todo lo que le falta de asentamiento en la contabilidad del consistorio, arroja una cifra superior a los cuatro millones de euros.

Con estos precedentes el pleno decidió remitir a los órganos externos de fiscalización (Tribunal de Cuentas, Consejo de Cuentas de Castilla y León, Ministerio de Economía y Hacienda, y Consejería de Economía de la Junta) toda la extensa documentación en la que, según la nueva intervención municipal y los datos recabados por el nuevo equipo de gobierno del PP que dirige Canedo, se encuentra bajo dudosa legalidad.

Los 5 concejales del PSOE —incluido el ex regidor socialista— votaron a favor con los 6 ediles del PP y los 2 de IU para que, en efecto, se fiscalice toda esa documentación de los años 2007 y 2008. También salió adelante con los votos del PP e IU y la abstención del PSOE el rechazar las cuentas de esos dos años y aprobar las 22 alegaciones a la contabilidad que en su día aprobaron los socialistas.

Básicamente, lo que denuncia el PP del actual alcalde Adolfo Canedo es que hay cientos de partidas que no están registradas en la contabilidad del Ayuntamiento y sin embargo sí aparecen en los pagos de las entidades bancarias. Y al revés: Existen otras partidas de pagos que aparecen en los libros de contabilidad del consistorio y sin embargo no figuran en los pagos de los bancos.

Entre las presuntas irregularidades que ayer citó el alcalde del PP —enseñando papeles en su mano y dándoles lectura durante más de dos horas— figuran pagos de «sobresueldos» a empleados, sin tributar el IRPF y los pagos a la Seguridad Social. El acta de arqueo municipal a diciembre del 2007 no coincide con la de los bancos. Se emitieron pagarés de los que el ex regidor socialista negó su existencia por importe de 593.700 euros. Hay cuentas de crédito con Caja España por valor de 375.000 euros que no figuran en la contabilidad municipal. Aparecen pagos menores por ejemplo de 2.400 euros por la venta dudosa de una carpa en la Junta Vecinal de Villabuena. 73 partidas del 2006 que no coinciden el saldo de las cuentas del 2007 y que el alcalde actual lo atribuye a que «se inventaron partidas y otras han desaparecido». En la relación de acreedores aparece el Ayuntamiento como acreedor de sí mismo por importe de 196.500 euros. Deudas a empresas por permuta de solares, dos sentencias que obligan al Ayuntamiento a pagar obras del polígono industrial. Existe lo que denominan «un fondo de saco de pagos» sin aclarar, y lo mismo con 27 partidas de inversión del 2007. Préstamos que se solicitaron y no están ejecutados, desconociendo el destino del dinero. Aluden a un préstamo de 375.000 euros con Caja España que ha supuesto una mora millonaria al Ayuntamiento. 29 operaciones de cobro y 3 de pago sin clarificar. Ingresos en entidades financieras —«miles de operaciones del 2007», dice Canedo—, donde nada tiene que ver la contabilidad general con las cuentas de la entidad financiera. Subvenciones para el Museo Arqueológico que ahora el Ministerio reclama por que no están justificados los pagos y en donde la empresa Econor pide cobrar, al igual que Caja España que les dio un crédito puente. «Nos consta que la certificación se pagó dos veces con dos cheques de 50.000 euros», dijo el alcalde, al tiempo que cuenta que «avalaron con los fondos del Estado una certificación que ya estaba pagada».

De esta forma, a día de hoy, la cuenta municipal de Cacabelos justificada está en números rojos en 7.172.033,81 euros, según el nuevo interventor. El alcalde la eleva a más de 10 millones.

   
1 Comentario
01

Por ---yo 10:40 - 26.08.2011

Es increible lo de los socialistas.Llegan, arrasan y se van de rositas.Claro ejemplo el de su jefe el peresidente del gobierno.Pensión millonaria y a vivir con la conciencia tranquila de haber dejado a un pais en la miseria en todos los aspectos.Espero que el ex alcalde de Cacabelos pague sus errores como cualquier preofesionasl en su trabajo, es lo justo.