+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

El futuro de la castaña en Europa atrae a 150 expertos internacionales

El sector se enfrenta en la comarca al reto de poner el cultivo «en manos jóvenes».

 

Valcarce, Blanco, Rubio y Linares, en la presentación ayer del encuentro europeo de la castaña. - l. d. m.

J. C. F. | Ponferrada
11/09/2014

Durante los próximos tres días la comarca del Bierzo se convertirá en el punto de intercambio de experiencias y debate sobre el futuro del sector de la castaña en Europa con motivo de la celebración del Quinto Encuentro Europeo de la Castaña. Tras celebraciones previas en otras regiones productoras de castañas de Italia, Portugal o España, en esta ocasión 150 expertos internacionales se desplegarán a partir de hoy por el Bierzo para la puesta en común de prácticas de cultivo, las experiencias desarrolladas contra las plagas que amenazan a la castaña o el aprovechamiento industrial de este recurso.

El presidente de la Diputación de León, Marcos Martínez, será el encargado de inaugurar este mediodía las jornadas que en su primer acto se concentrarán en la sede de la Uned de Ponferrada. «En este encuentro se puede constatar la importancia que en otros países se le da a la castaña y al castaño, y que a nivel de la comarca, con la situación de degradación industrial, bien podría ser una alternativa a la salida del paro», apuntó el diputado provincial, Raúl Valcarce.

Para ello, el Bierzo tiene que sacar mayor rendimiento a los recursos que tiene. De hecho el secretario de la Mesa del Castaño, Roberto Rubio, apuntaba que el potencial de producción que ofrece el Bierzo, y que es susceptible de ser aprovechado, podría se el doble del actual: 8.000 toneladas y 18.000 hectáreas de castaño.

Para ello, Valcarce abogó por «poner el cultivo del castaño en manos de los jóvenes», respaldado la labor que viene realizando la marca de garantía de la castaña para favorecer este relevo generacional «una vez que los mayores han conseguido salvar este cultivo de la quema».

Otro de los frentes a atacar desde la comarca es conseguir que «el valor añadido» de la transformación de la castaña se quede en el Bierzo. Una «asignatura pendiente», aseguraron ayer en la presentación del encuentro europeo de la castaña, pese a que en la actualidad hay siete empresas trasnsformadoras y se ha desarrollado iniciativas a pequeña escala.