+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

CORNADA DE LOBO

Se cierren, coño

 

GARCÍA TRAPIELLO
15/04/2019

Llamarse Santiago y voxvocear al pie de la «estauta del Pelayu broncíneu» de Covadonga ye razón sobrada para imponer solemnemente el título de Matamoros a un Abascal que larga y gesticula como espoleando al apóstol que degollaba a la moraima con espadón fiero y trillaba sarracenos con los cascos de su caballo blanco-blanquísimo dando pie al grito de carga y tropa «¡Santiago y cierra España!», que traducido a la jerga golpista-tejeril se nos queda en «¡se cierren, coño!».

Atónito quedó Sancho Panza en El Quijote: Querría que vuesa merced me dijese qué es la causa por que dicen los españoles, cuando quieren dar alguna batalla, invocando aquel San Diego Matamoros: ‘¡Santiago y cierra España!’ ¿Está por ventura España abierta y de qué modo es menester cerrarla, o qué ceremonia es ésta?»... y Alonso Quijano le dice: «Simplísimo eres Sancho, así le invocan y llaman como a defensor suyo en todas las batallas que acometen, y muchas veces le han visto visiblemente en ellas derribando, atropellando, destruyendo y matando agarenos escuadrones.

Sócrates cree que eso bastó para que en España ya no fuera delito derribar, atropellar, destruir o matar si el camino lo señala un santo, un fraile trabucaire o un señor de El Ferrol; y al ser también usual ese grito cerrojo en el Guerrero del Antifaz y en el Capitán Trueno, Peláez no duda de que siguen siendo sus tebeos de cabecera.

Abascal sabe que sobran mentes con empalizada en las que funciona su truco de resucitar mitos gloriosos inexistentes o exagerados excitando una autoestima nacional de puro cómic, cómica, gente harta de votar a una derecha popular enfangada liderada por «maricomplejines»... asi que aquí está la España tiesa que vota estaca, la de ¡leña al moro hasta que aprenda el catecismo!... y viene el tío a cerrar España por el sur con muro y concertinas y por el norte con burlas espinosas a Europa... es decir, ¡cierra la puerta!, que se escapa el gato y entra la raposa helada... ¡cierra!... ¡con lo calentitos que estamos aquí dentro dándonos de hostias entre nosotros a falta de moros con cimitarra!...

   
Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de Diario de León

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla