+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

Gente de aquí | La memoria, más allá del ADN

El pendiente de María

Josefina Alonso conserva convertido en un anillo la joya que su hermana, localizada e n una fosa común de Izagre, olvidó en su casa antes de ser asesinada hace 72 años

 

María - CASARES

María - CASARES

L. Urdiales - redacción
L. Urdiales 15/09/2008

Una historia de 1936: María Alonso Ruiz, una bañezana de 32 años, hermana mayor en una familia con siete descendientes, es sacada de su casa y aprisionada por fuerzas armadas rebeladas contra el régimen republicano. María Alonso lleva a la cárcel escasas pertenencias; un anillo, un pendiente. En octubre de 1936 esta mujer bañezana forma parte de un grupo de asesinados al sur de la provincia de León, luego enterrados por vecinos de Izagre en una fosa descubierta hace apenas diez días por voluntarios de la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica. Ahí da comienzo la historia actual, colofón de la fatal historia de María Alonso, asesinada y represaliada, que esperó 72 años a medio metro bajo tierra en una cuneta de la Nacional 601 a que sus restos mortales fueran entregados a los suyos. El proceso de identificación de las víctimas que rescata la ARMH aporta a veces relatos q ue se anudan a la emoción. Así parece el momento en el que tras rastrear el lugar en el que yacían desde otoño del 36 los restos de María, los voluntarios de la asociación encontraron el anillo que portaba y un pendiente. Se afanaron en lograr el segundo; cribaron la tierra, escudriñaron en el polvo de la fosa. Nada. No hizo falta que buscaran más. El pendiente que faltaba es un anillo desde que María no volvió a casa y lo porta su hermana Josefina, que al pie de la fosa de Izagre comprobó junto a los voluntarios de la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica la similitud de la piezas y, de paso, la certificación de que los restos exhumados en ese punto correspondían a la identidad de María Alonso Ruiz, bañezana de 32 años, presidenta de la Unión Republicana, que dejó en casa un pendiente antes de que unos matones fueran a buscarla a su casa para llevarla al martirio y a la muerte. Hay veces que a los familiares de las víctimas les sobra razón; y al proceso de identificación que emprende la ARMH le sobra la prueba de ADN. Segunda fosa en Albires La aso ciación va a emprender los próximos días la excavación de una segunda fosa en las proximidades de Albires, en la que se prevé recuperar los cuerpos de seis represaliados en la guerra y en la dictadura. El enterramiento se halla a escasos dos metros de la fosa descubiert a el pasado jueves, denominada como la de los estudiantes, y en la que yacían desde hace siete décadas los restos mortales de siete jóvenes aspirantes a veterinarios y maestros. Se cree que en la misma sepulturabajo una chopera en el límite de León y Valladolid están enterrados dos jóvenes de Villarroañe.





Buscar tiempo en otra localidad