+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

El nuevo iron man leonés

Manuel Merillas vence el maratón de montaña más duro de España con récord y se gana plaza para la Copa del Mundo.

 

Merillas en su triunfo en la Canfranc-Canfranc. - dl

georgino fernández | león
14/09/2012

Una carrera de 43 kilómetros ya es una prueba para titanes. Si encima es por senderos de montaña y superando desniveles de hasta 2.600 metros de altura ya sólo es apta para súper atletas. Esas fueron las exigencias de la Canfranc-Canfranc, el maratón de montaña más duro que existe en el calendario nacional y que en la edición de este año habla leonés. Se lo llevó y de manera rotunda un joven corredor de Valseco, Manuel Merillas, considerado por muchos como el atleta con más proyección en las pruebas de alta montaña.

Manuel Merillas estableció además una nueva marca de la prueba. Tras una gran exhibición de buen correr, dio cuenta del recorrido más rápido que nadie, bastándole poco más de 5 horas para vencer y superar el récord de la misma que ostentaba su paisano Salva Calvo, parando el crono en 18 minutos menos.

Lógicamente estaba encantado tras haber firmado uno de los éxitos más importantes de su incipiente carrera. «Es quizás el maratón de montaña más duro. Son 43 kilómetros muy exigentes y con unos desniveles de diferencia en altura muy acusados. Hay una subida primera de 1.500 positivos y luego se llega a una altura máxima 2.600 metros», explicó.

Su progresión ya ha tenido premio: ha obtenido plaza para la primera prueba de la Copa del Mundo que se celebrará a finales de este mes septiembre en el pirineo catalán. Se trata de la Ultra Cavalls del Vent.

En su cuarta edición, la Ultra Cavalls del Vent se consolida definitivamente como referente en el calendario nacional e internacional integrándose como una de las pruebas de las Skyrunner World Series. Participarán 1.000 corredores y Merillas la afronta con ambición: acabar entre los diez primeros. Serán 85 kilómetros de desafío personal, de poner prueba los límites del cuerpo superando más de 12.000 metros de desnivel acumulado o unos 3.000 metros de altura.

«Espero que se me dé bien. Voy bastante bien preparado. Está claro que todo el mundo quiere ganar y que será muy complicado pero espero hacerlo lo mejor posible. Habrá un nivel muy grande y entrar entre los diez primeros es el objetivo que me he marcado», señaló este joven que entrena duro. «Un mínimo de entre quince y 25 horas a la semana. Hago una media de 120 kilómetros corriendo y alrededor de 600 kilómetros en bicicleta», explicó.





Buscar tiempo en otra localidad