+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

Otro revés para Roberto Aláiz

El atleta leonés pasará mañana por el quirófano para operarse de un espolón en el tendón de Aquiles derecho El discípulo de Villacorta se pierde la temporada.

 

Aláiz tendrá que pasar nuevamente por el quirófano. JESÚS F. SALVADORES -

12/06/2018

MIGUEL ÁNGEL TRANCA | LEÓN

El nombre Aquiles está marcando los últimos años del atleta leonés Roberto Aláiz. Una lesión en el tendón derecho lo llevaba a dos operaciones y tener que estar fuera de las pistas 27 meses. Todo parecía superado e incluso el pupilo de José Enrique Villacorta disfrutaba de las sensaciones de ser protagonista en una carrera hace unos días. Era en Los Corrales de Buelna como paso premio a un camino que debía llevarle al Europeo de Berlín.

Pero esos planes se han trastocado. Y todo nuevamente por el tendón de Aquiles. Aunque en este caso el de su pierna derecha que mañana le obligará a pasar por el quirófano en la Clínica Cemtro de Madrid. Allí se pondrá en manos del doctor David López Capapé.

Aunque la lesión no reviste la misma gravedad que la que en su día le llevó a parar y tener que pasar dos veces por el quirófano, sí le impedirá a Aláiz afrontar la presente temporada que ha dado por concluida.

La causa, un espolón en el tendón de Aquiles que le impide entrenar con normalidad y rendir también en las carreras. Denominado ‘espolón de haglund’, este necesitará de ser limado para que esos dolores desaparezcan y el atleta leonés pueda volver a disfrutar del atletismo.

Un duro golpe que el propio Aláiz reconocía ayer. «Me llega en un mal momento. Era algo que tenía ahí aunque esperaba que no fuera a más. Por desgracia se ha convertido en un problema que es preciso arreglar y para dolor mío tendré que decir adiós a una temporada que había planificado con mucho cuidado para volver a ser el Aláiz de antes. Es un duro golpe pero voy a salir de él. Ahora toca operarse y recuperarme de la mejor manera posible para volver con fuerzas. Por delante me quedan años de atletismo y un objetivo, los Juegos de Tokio 2020».

Tras pasar por el quirófano el proceso de convalecencia antes de volver paulatinamente a los entrenamientos oscilará entre las ocho y las diez semanas. Luego a coger la forma para afrontar la temporada de cross a finales de año ya con todo resuelto.

   
Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de Diario de León

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla