+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

PENSAMIENTO CIRCULAR

Necesitamos muchas Gretas

 

MARÍA CARNERO
15/03/2019

G reta Thunberg es una estudiante sueca que cada viernes hace huelga frente al Parlamento en Estocolmo para exigir a los políticos de su país que actúen contra el cambio climático. De la tenacidad de esta adolescente ha nacido un movimiento entre los jóvenes de todo el mundo denominado ‘Youth For Climate’ (juventud por el clima) que tiene su día más importante hoy, 15 de marzo, con una huelga escolar coordinada a nivel internacional para reivindicar una mayor acción política contra el cambio climático. Necesitamos muchas Gretas, muchas y muchos jóvenes valientes que reviertan el irreparable daño que la politizada mano del hombre está dejando en el planeta.

Pero esta lucha, que nos implica a todos —jóvenes, adolescentes, mayores y más mayores—, debe comenzar en nuestro territorio. De nada sirve salvar el planeta cuando el problema lo tenemos en casa. Y es que en León tenemos mucha tela que cortar y mucho que aportar a la batalla mundial por el medio ambiente, sobre todo después de que la descarbonización se haya convertido en un asunto de Estado y haya sentenciado para siempre a la minería de la provincia. Pero cuando una puerta se cierra se abren las ventanas y las nuestras deben abrirse de par en par a las energías renovables. León debe ser líder en la nueva industria energética de este país, nos lo deben.

No queremos limosnas en forma de planes de reconversión que acabarán dando lustre a polideportivos y pavimentaciones en pueblos vacíos por la despoblación. Necesitamos inversiones reales, para proyectos innovadores que conviertan a la que fuera una de las provincias carboníferas más importantes del país en líder de la generación de energía limpia. Pero para eso debemos despolitizar nuestros recursos. A ver si la Junta aprende de sus errores, como el que cometió con la construcción del nudo eólico de Villameca, con 22 parques, tres de ellos anulados por sentencia judicial por la fragmentación que suponía para el medio ambiente y en concreto para el urogallo, declarado situación crítica.

Todo para que cada uno de ellos no superara los 50 megavatios y asegurarse el control de los mismos, ya que con una potencia superior serían gestionados por el Gobierno central. En León tenemos un poco difícil concentrarnos en Estocolmo por el cambio climático pero quizás deberíamos pasarnos por Valladolid.