+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

DIVULGACIÓN CON SALUD

«Un plato de lentejas y arroz cuesta siete veces menos que de quinoa»

MARIAN LÓPEZ / BOTICARIA GARCÍA

 

ANA GAITERO | LEÓN
14/03/2019

Marián López, la popular Boticaria García, llevará mañana ‘de paseo’ por el supermercado al público que asista a su charla del Woman Power en el centro comercial Espacio León (19.00 horas). Una visita imaginaria que realizará con datos reales para desvelar los secretos del etiquetado y los trucos de la industria para hacer pasar por saludables alimentos que no lo son tanto. Esta doctora en Farmacia oriunda de Belmonte (Cuenca) ha pasado de regentar una farmacia en un pueblo oscense a despachar consejos a través de su blog, que cuenta con más de 2 millones de visitas al mes y de las redes sociales. Quien desee asistir a este taller para aprender a comer mejor puede recoger las entradas en Espacio León. Con sentido del humor y comparaciones simpáticas, incluso arrancándose a cantar para hacer más asequible el mensaje, Boticaria García servirá en León la medicina de la divulgación nutricional. Sin trampa ni cartón. Es doctora en Farmacia y profesora de Nutrición en la Universidad Isabel I de Burgos. Aparte del blog, Boticaria García colabora con varios programas de televisión y en periódicos digitales.

—¿Qué significa comer bien hoy en día?

—Todo el mundo sabe que hay que comer frutas y verduras. Pero hay que desmitificar mentiras como que el desayuno es la comida más importante o que determinados alimentos engordan más por la noche.

—¿Qué pautas hay que seguir?

—Antes se hablaba de la pirámide nutricional como la regla de oro de la alimentación saludable, ahora se utiliza más el ‘plato de Harvard’. La mitad de lo que comes, en cualquier comida, tiene que ser fruta y verdura, un cuarto de proteína saludable (pollo, pavo, conejo, frutos secos...) y otro cuarto cereales integrales. Yo lo visualizo en Instagram con el hastag #platosportugal. Que los platos tengan más rojo y verde, que se parezcan a la bandera de Portugal. Es importante no comer platos ultraprocesados. Un bote de lentejas puede ser muy sano, pero en muchos platos precocinados se usan sustancias como el glutamato sódico. Si solo comemos alimentos mínimamente procesados está bien, pero no los ultraprocesados.

—¿El problema también es económico? A la gente se le lanza el mensaje de que hay que comer saludable, pero luego lo barato es la bollería.

—Comer mal es muy barato. Pero comer bien no es tan caro. Las legumbres, el huevo, un sandwich de pollo o pan con queso son cosas muy sanas. Pero hay una comodidad instalada. Es igual de rápido abrir un phoskito que pelar un plátano.

Marían López es la Boticaria García. DL

—¿Por qué es importante fijarse en el etiquetado?

—Porque hay mucho márketing pseudocientífico, reclamos que inducen que alimentos que no son saludables lo son. Que no engañan, pero que pueden inducir a error. Sobre todo en el pan, el jamón cocido y los lácteos.

—¿En qué hay que fijarse?

—Yo hablo de los siete mandamientos básicos del etiquetado. Hay que fijarse en la tabla nutricional, en la lista y en el orden de los ingredientes. Es importante identificar la cantidad de azúcar. Son pautas muy sencillas. Por ejemplo, un batido de frutas con leche que aparentemente es muy saludable es probable que tenga un 15% de leche y zumo y el resto agua y azúcar. Como añaden vitaminas y se tiende a pensar que son sanos.

—Ahora están de moda de los superalimentos. ¿Son necesarios?

—La quinoa, las frutas de Goji, semillas de chia y otros superalimentos nos los venden como la panacea. Hay que despertar el espíritu crítico. Algunos son saludables, pero hay que ver si son necesarios o no y si son mejores que los de nuestra dieta local. Un plato de lentejas con arroz, por ejemplo, cuesta siete veces menos que un plato de quinoa y vale nutricionalmente igual. Hay que buscar alimentos saludables y también sostenibles, porque nos estamos tragando lo que viene del otro lado del charco.

—¿Las mujeres se siguen ocupando mayoritariamente de la alimentación en el hogar o ha cambiado la tendencia?

—Tradicionalmente ha sido así y aunque algo está cambiando, lo cierto es que el 92% de los perfiles de las redes sociales donde me siguen son mujeres. No hago divulgación para mujeres porque la divulgación no tiene género pero recibo más consultas por parte de mujeres. Es cierto que sobre la mujer sigue recayendo el papel fundamental. Unas porque tienen jornada laboral reducida y son las que recogen a los niños. En consonancia con los tiempos hay un mayor interés de los hombres en seguir avanzando. Se va paso a paso. Hay gente que se cuida muchísimo y ahí están también los hombres, pero en la atención de la alimentación de los niños son las mujeres las que se ocupan. Eso mismo pasa en los grupos de WhatsApp del colegio. La mayoría son madres, los padres son ajenos a esas conversaciones en las que se habla de los deberes de los niños, de las actividades extraescolares...

—Decía al principio que hay que desmontar mitos como que el desayuno es la comida más importante. ¿Por qué no lo es?

—El desayuno es tan importante como la comida y la cena. Es un invento que no está basado en ninguna evidencia científica decir que el desayuno es la comida más importante. Lo que importa es lo que comemos al día. Incluso el ayuno controlado, en personas que al levantarse no tienen ganas de comer, puede ser saludable. Se puede desayunar garbanzos y cenar porridge, que no son más que unas gachas con leche. Lo que no se puede decir es que desayunar garbanzos es una barbaridad y comer unas bolitas de chocolate, que básicamente es azúcar. Ni el modelo es el desayuno tradicional, ni el desayuno es la comida más importante del día. Lo importante es la dieta en su conjunto. Pero todos esos mensajes van calando y nos pasamos el día tomando decisiones erróneas. No existe el desayuno ideal, cada uno tiene el suyo. Lo que no tiene sentido es tomarse un pozal con esos preparados detox como hace mucha gente.

—Ha insistido mucho en las legumbres. ¿Se ha abandonado demasiado este plato tradicional en la dieta española del siglo XXI?

—La legumbre es una fuente de proteína y de otros nutrientes estupenda. Teníamos esa tradición y lamentablemente cultivamos cada vez menos legumbre, que encima es saludable hasta para el suelo. Y la legumbre se puede consumir de muchas maneras más allá del plato de lentejas o de garbanzos. Tenemos el humus o las ensaladas de garbanzos, la soja, el tofu que es un derivado de la soja... Y son baratas. Hace falta educación.

—¿Cómo nace la Boticaria García?

—Soy doctora en Farmacia, Nutricionista y Óptica y como tengo un apellido muy común quise distinguirme con una palabra que tiene un eco cariñoso y cercano a la gente.

—Y que de alguna refleja ese papel de asesoramiento sanitario que tienen las farmacias, ¿no?

—Los farmacéuticos estamos acostumbrados a hablar con la gente de manera que se nos entienda. Yo tengo dos millones de visitas al mes de tráfico y es un orgullo porque cada visita es un consejo de salud que se da a la gente.

—¿Por qué decidió dedicarse a la divulgación?

—Tenía una farmacia en un pueblo de Cuenca y luego me trasladé a otra farmacia en Madrid. A partir de 2014 empiezo a dedicarme a la divulgación que ahora completo con la docencia universitaria on line como profesora de Nutrición en la Universidad Isabel I. La investigación y el conocimiento se generan con mucho esfuerzo y se trata de que la gente lo perciba.

El Programa

VIERNES 15 DE MARZO

19.00. Boticaria García ofrece la charla en Espacio León sobre nutrición dentro del programa Woman Power que organiza el centro comercial. Las entradas pueden recogerse en Espacio León.

SÁBADO 16 DE MARZO

18.00. La comunicadora Isasaweis hablará de belleza, gastronomía y muchas cosas útiles para la vida cotidiana en la conferencia que ofrece el sábado en el centro comercial Espacio León dentro del programa Woman Power.

 

   
1 Comentario
01

Por Ricardo 10:12 - 14.03.2019

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Más de uno se sorprendería al saber que la quinoa no es sino la semilla de esas malas hierbas chenopodiáceas tan habituales en los patatales de León.

Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de Diario de León

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla