domingo. 26.06.2022

Editorial | Un ajuste necesario en el transporte público

El desplome del número de viajeros y el encarecimiento de los combustibles disparan el déficit de los autobuses urbanos en la ciudad, que debe asumir el Ayuntamiento. A la espera de que se concrete el nuevo modelo que gestionará la mancomunidad de interés general, cabe preguntarse por qué, más allá de las restricciones y los miedos impuestos por la pandemia, la cifra de viajeros se ha reducido a menos de la mitad en diez años: de los 5 millones de viajeros de 2011 a los 2 millones del año pasado.

Para analizar el verdadero alcance de la caída en la utilización del transporte público en la ciudad y su área metropolitana habrá que esperar a ver los resultados del actual ejercicio, que por otra parte se verán más marcados por el mayor encarecimiento de los combustibles. En todo caso, es el momento de reajustar los servicios, recorridos y frecuencias a las necesidades de los leoneses, sobre todo si se tienen en cuenta las crecientes restricciones para circular y aparcar en el centro de la ciudad y las exigencias que impone el modelo de reducción de emisiones.

Editorial | Un ajuste necesario en el transporte público