sábado 31/10/20

Editorial | Una apuesta sensata y responsable en defensa del medio rural y las personas

Un ambicioso proyecto dotado con 140 millones de euros, auspiciado por la Junta y las diputaciones de la comunidad autónoma —cada parte aportará el 40% del coste de las obras y los ayuntamientos el 20% restante—, permitirá afrontar la ejecución de 300 sistemas de depuración en los municipios con población entre 500 y 2.000 habitantes, con especial atención a los ubicados en espacios naturales. Se trata de un plan extraordinariamente importante para la provincia, que se hará cargo de más de la mitad de los proyectos para llegar a 162 de sus 211 municipios, 82 con menos de medio millar de vecinos, aunque en este caso será a más largo plazo.

Supone, en fin, una apuesta histórica por la modernización y la sostenibilidad, que afecta a la defensa y el respeto de los ecosistemas naturales, la limpieza y conservación de la riqueza de los ríos y acuíferos, y en general la preservación del medio ambiente, compatible con el progreso económico y social. Una apuesta en particular por el desarrollo responsable del medio rural, tan necesitado de este tipo de compromisos políticos y de actuaciones urgentes y eficientes, y en general por la calidad de vida

En unos momentos en los que asistimos perplejos a irresponsables e insensatas confrontaciones políticas, es realmente reconfortante para el ciudadano que este ambicioso plan de actuación venga a ser un magnífico ejemplo de cómo administraciones de distintos signos pueden alcanzar acuerdos que pongan a las personas por delante de intereses particulares y partidistas, abriendo itinerarios de actuación conjunta para dotar a nuestros pueblos de los servicios esenciales y de calidad a los que tienen derecho.

Editorial | Una apuesta sensata y responsable en defensa del medio rural y las personas