sábado 21/5/22

Editorial | Flexibilidad con la Valduerna

Una parte del patrimonio etnológico de la Valduerna se ve amenazado por la decisión de la Confederación Hidrográfica del Duero (CHD) de no permitir la entrada de agua a los arroyos para aumentar el cauce principal del Duerna y dejar, con la preservación de un caudal ecológico estable, el mantenimiento de los molinos, sierras, pisones y fábricas de la luz que se concentran en la zona desde hace siglos. Su decisión, además de condenar a la fauna piscícola, pone en jaque el proyecto para poner en valor los bienes hidráulicos que requieren del agua para su mantenimiento. Aunque el organismo regulador de la cuenca esgrime que su función no es velar por el patrimonio etnológico, se deberían explorar mecanismos para poder avanzar en una solución que permita al Ayuntamiento de Castrillo de la Valduerna sacar adelante un proyecto singular que favorecerá la revitalización de la zona.

Editorial | Flexibilidad con la Valduerna