lunes 28/9/20

Editorial | Refuerzo educativo: una medida cabal que ayudará en una situación especial

Casi medio millar de alumnos leoneses — tres mil en toda la comunidad autónoma— de sexto de Primaria, cuarto de Educación Secundaria Obligatoria y segundo de Bachillerato vuelven hoy a los centros escolares para iniciar las clases de refuerzo que se prolongarán durante todo el mes de julio. La iniciativa, enmarcada en el Programa para la Mejora del Éxito Educativo impulsado desde la Junta de Castilla y León, tiene carácter excepcional y viene a tratar de paliar las lagunas generadas por la actividad lectiva no presencial del último trimestre como consecuencia del confinamiento a que obligó la pandemia provocada por el Covid-19.

La adoptada por la Consejería de Educación es una medida especialmente necesaria para favorecer la adecuada promoción de los estudiantes, que podrán mejorar sus conocimientos a partir del trabajo en grupo con ratios mínimas más bajas de lo habitual. Y los estudiantes de enseñanzas obligatorias de centros públicos que tengan que desplazarse para asistir a las clases contarán con transporte gratuito.

Además, como evidencia del esfuerzo que la propia consejería ha querido hacer, todas las clases serán impartidas por maestros y profesores especialistas en las materias, ya sean los de los propios centros o contratados específicamente para desarrollar estas medidas, avaladas por absoluta mayoría por los docentes y las familias. Porque no hay que olvidar que la iniciativa tiene el doble valor de optimizar las competencias educativas de los escolares, como objetivo prioritario, y aliviar a las propias familias, necesitadas también de ese apoyo para que nadie de los suyos se quede atrás.

Editorial | Refuerzo educativo: una medida cabal que ayudará en una situación especial