sábado. 04.02.2023

Desactívalo tú

Ya nunca se rendirán, que nadie se llame a engaño. Ni se desactivarán. Ya valen nada el «seiem y parlem» o el «menys jutges y més política». Nadie se bajará del burro en esta carrera loca que no tiene Salida porque arrancó de Meta... y a lo bobo.

Durante estos últimos años la gente catalanista-soberanista-independentista y el fil-charnegu meritorio y radical, gente agitada y febril, experimenta unas emociones tan intensas y ha matraqueado tanto sus mantras, credos, preces y procesiones, que ya no podrá pasar jamás del chute que tanto les une y tanto les reúne y tanto les anima y tanto les conjura y, además, tanto les infla el pavo y les divierte con pacifismos de grito, spray, pedorreta o folklore nacional (y de incendiar la «otra vía» ya se encargan sus cachorros tapabocas).

Porque todos se dicen en una misión que creen definitiva esta vez, ¡ha de serlo, collons!, y cada uno se ve autor de momentos históricos descomunales: el viejo, por palpar ya un sueño que siempre se le rompía; el maduro, por creer que la república catalana le animará el negocio o salvará su colocación; y el joven, porque una victoria con muchas hostias sabe infinitamente mejor, ya que le hará mañana héroe de canciones, cómics o videoclips y podrá contar a sus nietos un día «yo estuve allí, yo lo hice, yo les di cera a las fuerzas de ocupación» (omitiendo, claro está, que el Govern se lo pagó tiempo después con un empleo vitalicio como animador sociocultural).

No se desactiva. Interesa prolongar el conflicto, espesarlo, así crece lo activado tiempo atrás en todo frente: la calle, la uni, la empresa, el curro, la tienda, la iglesia, la escuela, la pelu, la grada, la tele, la fiesta, el partido, la cobla, el untamiento, la cámara, el cónsul... y con Dios en las alturas y en Montserrat la Virgen, amenjesús. Diríase que esa gente no piensa en otra cosa todo el día; y si no, ya se lo recuerdan a cada instante lazos y proclamas que gritan desde frigos o mochilas a ventanas y campanarios. Todo es epopeya.


Y aquí, ¿cuánto listo cree que eso lo arreglaba él en dos días si le dejaran?...

Desactívalo tú
Comentarios